Una familia disfuncional, según Adam Haslett

Considerado por la crítica y por otros autores como uno de los mejores escritores de su generación, Adam Haslett (1970) ha ido construyendo de forma lenta una carrera muy sólida.

Primero, en 2002, publicó Aquí no eres un extraño, volumen de relatos por el que fue finalista del National Book Award y del Pulitzer Prize. Después, en 2010, presentó su primera novela, Union Atlantic, la cual también recibió muy buenas reseñas por parte de la prensa.

Quizá te pueda interesar: Eduardo Lago y su mapa de la literatura estadounidense

Esta pequeña introducción sirve para hablar sobre su libro más reciente: Imagina que no estoy. La historia, contada por cinco voces distintas, se centra en una familia muy peculiar y sus problemas. Margaret y Celia, madre e hija, son los dos personajes más fuertes de la novela. Son las dos rocas que sostienen la familia y sus narraciones son las que mezclan mejor emoción y análisis. También están John y Michael, el padre y el primogénito, quienes sufren depresión y cuya voz refleja a la perfección la desesperación y desilusión que provoca vivir con esta enfermedad. Finalmente está Alec, el más pequeño de los hijos, el mismo que sufre todas las burlas de sus hermanos, justo gracias a lo cual desarrolla un carácter muy marcado.

Estos cinco personajes le sirven a Adam Haslett para hablar, a veces de una forma llena de tristeza pero otras veces de forma muy divertida, de lo importante que es contar con otras personas en nuestras vidas, de los sacrificios que son capaces de hacer los padres por sus hijos, de lo mucho que duele crecer, pero, sobre todo, de lo mucho que podemos complicarnos la existencia a nosotros mismos.

Quizá te pueda interesar: La (verdadera) ciencia del sueño

Imagina que no estoy se suma a la tradición de historias anglosajonas protagonizadas por familias peculiares y turbulentas como Sukkwan Island, David Vann; Las correcciones, de Jonathan Franzen; La hija de la amante, de A. M. Homes; Sobre la belleza, de Zadie Smith y Una historia conmovedora, asombrosa y genial, de Dave Eggers.

(Imagina que no estoyAdam Haslett, Alianza de Novelas, Ciudad de México, 2017, 415 páginas, $216)

También puedes leer otras columnas de Fernando Hernández Urías:

La despedida de Oliver Sacks

El terror según Joe Hill

Hecho en Saturno, lo nuevo de Rita Indiana

Creamos a partir de basura

La ambición según Antonio Ortuño

La triste historia de amor de Rob Sheffield

La literatura según Alejandro Zambra

La muerte renovada: una muestra de la mejor literatura noir hecha en México

La obra maestra de Mircea Cărtărescu

El futuro de la humanidad según Michio Kaku

La nostalgia según Michel Houellebecq