Super Bowl sin medio tiempo

El verdadero estrés parece acercarse a las oficinas centrales de la NFL que, a tres semanas del Super Bowl, siguen sin encontrar al artista adecuado para participar en el show de medio tiempo

Foto: Getty Images

Las principales estrellas de la música parecen haberse organizado para boicotear al Super Bowl y la NFL como una medida de apoyo a Colin Kaepernick y el rechazo a las medidas adoptadas por la Liga en cuanto a las protestas realizadas por sus jugadores durante el himno nacional en contra del abuso racial policial.

Rihanna y Cardi B fueron las primeras en decir que no, por lo que el plan B fue Maroon 5 con todo y Adam Levine, quienes hasta el momento no han dicho que sí ni tampoco que no. Sin embargo, diversas organizaciones civiles les han pedido que declinen la invitación, tal y como ha hecho la comediante c, quien incluso dio un paso más allá, al afirmar que ella no participará, pero ni para hacer un comercial del Super Bowl para este año.

El medio tiempo del Super Bowl, donde han aparecido figuras como Michael Jackson, los Rolling Stones, Prince o Lady Gaga, se ha vuelto tan importante como el juego, por lo que la NFL necesita encontrar sí o sí un acto estelar para este año, y hasta el momento el único artista confirmado es el rapero Travis Scott, a quien figuras del hip hop como Jay-Z le están pidiendo que se retire.

Como recordamos, Colin Kaepernick comenzó a hincarse mientras sonaba el himno nacional durante los partidos de los 49ers de San Francisco como una forma de protesta en contra de la segregación racial y la brutalidad policiaca.

El gesto fue adoptado por otros jugadores hasta convertirse en un tema de debate en Estados Unidos, en el que llegó a intervenir Donald Trump. Curiosamente, en dicha temporada, Kaepernick fue despedido de los 49ers, y desde entonces ningún otro equipo de la NFL lo ha vuelto a contratar.

El jugador ha presentado una queja de colusión contra la NFL, alegando que los dueños de los equipos han conspirado para mantenerlo fuera del campo por sus protestas. Aunque la NFL niega las acusaciones, ambas partes siguen en juicio, y Kaepernick busca una compensación económica al equivalente de su sueldo.

Por ahora, no está claro el futuro de la carrera de Kaepernick, como tampoco lo está quién pudiera presentarse en el medio tiempo del Super Bowl LIII.

También puedes leer otras columnas de Sopitas

Las opiniones expresadas por nuestros nuestros columnistas reflejan el punto de vista del autor, que no necesariamente coincide con la línea editorial ni la postura de Chilango.