¡Yo no sé mañana! El Desván: la cantina más pachanguera de la ciudad

Es como ir a la mejor boda de tu vida pero sin llevar regalo.

El Desván
Foto: MonaWhitee

Imitadores de artistas, concursos para ganar botellas, grupos de variedad, comida gratis, grupos de salsa y hasta un animador tipo fiesta mexicana. Así es El Desván, una cantina en la que te sentirás que estás en la mejor fiesta de tu vida. Conócela y fiestea bajo luces de neón, comida cantinera y tragos por solo $69.

También checa: Cantinas en CDMX donde comer la mejor botana

El Desván: una cantina con pachanga eterna

«Fuerte el aplauso para Lupita, la imitadora de Jenny Rivera», escuchamos al llegar a El Desván, un lugar difícil de definir…Aunque si necesitamos hacerlo, diríamos que es como una típica fiesta mexicana con mucho alcohol y comida gratis; con la diferencia de que aquí no hay vals de XV años y nadie avienta el ramo de novia. Enrique, el mesero más viejo del lugar (y ahora capitán) lo define como «un lugar irregular e impredecible», donde puedes empezar bailando y terminar jugando dominó o llorando en la mesa del rincón con un nuevo amigo.

El Desván
Foto: MonaWhitee

El Desván inició como cantina hace ya 26 años en su primera sucursal de Avenida Universidad. Poco a poco fue innovando con la música, el chupe, el ambiente y la comida, hasta que se convirtió en lo que es hoy: una pachanga multifacética llena de locura.

En su corta trayectoria El Desván ha visto desfilar a diferentes personalidades del mundo artístico: Napoleón, Los Polivoces, José José, El Gallo Calderón, todos ellos fueron clientes frecuentes en esta cantina.

El Desván
Foto: MonaWhitee

Cada hora, algo diferente

Cada hora en El Desván el ambiente cambia, como en las bodas, XV años y fiestas mexicanas. Puede haber variaciones pero por lo general el entretenimiento está integrado por un payaso a las 18:00, algún imitador de un artista a las 19:00, música variada de 20:00 a 21:00, un grupo de variedad a las 21:00 (con todo y globos, sombreros y antifaces para bailar a gusto el «¡Pe-pé pe-pe-pe-pé!» y la) y termina con un grupo de salsa para que le saques brillo a la pista. Todo es acompañado por el clásico animador de fiesta quien manda felicitaciones a los cumpleañeros y anuncia promociones y regala botellas.

Además, la comida es gratis

Eso no es todo, de hecho las sorpresas apenas empiezan. En El Desván la comida cantinera es de lo mejor: cada 4 bebidas en la mesa tienes derecho a entrarle a 4 de sus 100 platillos disponibles al día. Hay camarones a la plancha, huarache-enchiladas, salmón a los frutos rojos, quesito fundido con chistorra, camarones empanizados en salsa de mango, carne tártara, chamorro al horno, sopa azteca, tostadas de marlin, arrachera, sushi California, taquitos de rib-eye, chamorro en salsa morita, sabanitas toluqueñas…¡fuf! Lo que se te ocurra, seguro que lo tienen.

El Desván
Foto: MonaWhitee

Si vas en plan grande lo mejor es pedir una botella, desde $969 para 4 personas y la comida no dejará de aparecerse frente a ti.

El ambiente es una joya

«Aquí se le da la oportunidad a que el cliente haga su ambiente –cuenta Enrique–. Nosotros solo le damos los elementos para que la gente esté feliz y haga su desmadre». Visítalos en cualquiera de sus 3 sucursales: Insurgentes Sur 1677, Avenida Universidad 837 ó Norte 25-A 73.

El Desván
Foto: MonaWhitee

El Desván

Dónde: Insurgentes Sur 1677, Guadalupe Inn
Cuándo: de lunes a domingo de 13:00 a 2:30
Cuánto: $280 por persona

También checa: Tenxokotl, cantina y centro cultural donde la comida no se cobra