¿Tienes pagos pendientes? No te preocupes. Con el objetivo de mitigar los efectos económicos provocados por la actual contingencia por el COVID-19, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) decidió aplicar algunas medidas, por ejemplo congelar créditos bancarios.

La Secretaría de Hacienda explicó en un comunicado que estos criterios son temporales.

"En términos generales, el apoyo consistirá en el diferimiento parcial o total de pagos de capital y/o intereses hasta por 4 meses, con posibilidad de extenderlo a 2 meses adicionales, respecto a la totalidad del monto exigible incluyendo los accesorios", se explica en el documento.

Te puede interesar: Gobierno Federal suspende actividades no esenciales por coronavirus

Los clientes tendrán la posibilidad de congelar créditos bancarios sin cargos de intereses. Pero ojo, esto únicamente se aplicará cuando el crédito esté clasificado como vigente al 28 de febrero de 2020.

Estas medidas podrán ser aplicadas a:

  • Créditos a la vivienda con garantía hipotecaria
  • Créditos revolventes y no revolventes dirigidos a personas físicas como crédito automotriz, créditos personales, crédito de nómina, tarjeta de crédito y microcrédito
  • Créditos comerciales dirigidos a personas morales o físicas con actividad empresarial

Hasta el momento no se ha aclarado hasta cuándo durarán estas medidas.

También te puede interesar: Créditos de hasta $25 mil y otras ayudas que darán por coronavirus

Durante esta semana distintos bancos como Banorte han anunciado medidas para apoyar a sus clientes durante esta situación. Algunos de ellos darán prórrogas en los pagos. Podrás solicitar este beneficio hasta el 30 de abril.

No habrá afectación en Buró de Crédito ni gastos de cobranza. Además, los cientes podrán diferir compras mayores a $500 si se realizan en farmacias, clínicas, laboratorios y hospitales.