La Catrina flaca enseñará, a las y los chilangos incultos, a escribir una calavera y, chance, se ganen su indulto.

Parte de la tradición del Día de Muertos es hacer una calaverita literaria a nuestros seres queridos que yacen en el “más allá”.

Además de inspiración, para escribir una calaverita literaria es necesario saber su estructura; además, hay algunos tips que te ayudarán a hacer una muy creativa. ¿Te animas?

En Chilango te decimos cómo hacer una calaverita literaria paso a paso.


¿Qué es una calaverita literaria?

Las calaveras, o de cariño calaveritas literarias, son composiciones poéticas breves y que satirizan la muerte.

Por lo general, las calaveritas literarias están dedicadas a familiares, amigos o personajes públicos que aún andan vivitos y coleando, con alusiones ingeniosas a sus gustos y su personalidad.

Las calaveritas son una manera muy mexicana de burlarnos de la muerte, pero también nos recuerdan que todes tenemos una cita (sin fecha conocida) con la calaca, la huesuda, la dientona, la flaca, la pelona, la catrina… la muerte.

Mientras esa cita ineludible llega, las y los mexicanos nos burlamos, en su cara, de la muerte, al tiempo que celebramos la vida.

¿Cómo hacer una calavera literaria?

  • Piensa en la persona protagonista de la calaverita

Lo primero y no menos importante es tener tu fuente de inspiración y no nos referimos a esperar a que las musas lleguen a ti, sino a ubicar a la persona a la que quieras dedicar tu calaverita literaria.

Enlista y ten en claro sus características desde físicas hasta de personalidad y, muy importante, sus gustos y puntos flacos.

Piensa en anécdotas del personaje que puedas vincular con la muerte, y cuéntalas de forma chusca.

  • Toma de base la estructura clásica de la calaverita literaria

La estructura típica de una calaverita literaria consta de estrofas de cuatro versos de ocho sílabas cada uno.

Por lo general, son palabras graves y pueden ser básicamente de dos tipos:

A, B, B, A – cuando las últimas palabras del primer y último verso suenan igual o muy similar

A, B, A, B – que el primer y tercer verso rimen, al igual que el segundo y el cuarto

Pero se vale variar, lo importante es que haya rimas divertidas que se burlen de la muerte.

También se vale hacerlo en decasílabos; es decir, versos de diez sílabas.

Aquí te proponemos una estructura básica de una calaverita literaria

Verso 1: Introduce el sujeto de la calaverita

Verso 2: Describe la causa de su muerte

Verso 3: Expresa las consecuencias de la muerte

Verso 4: Termina con un mensaje, reflexión o verso inesperado

  • Revisa sinónimos

Un buen tip para redactar una calaverita literaria es tener a la mano sinónimos y palabras relacionadas con la muerte, por ejemplo: parca, flaca, tilica, huesuda, pelona; además de términos ligados a los festejos de Día de Muertos como panteón, flores o altar.


Ejemplo de calaverita literaria… dedicada a Chilango

Chilango es conocida
por ser la guía más chida,
buena comida y tragos
sugiere a los más vagos

La Parca conocedora
siempre leía la revista,
quiso ser su editora
¡se creía periodista!

Chilango le dijo que no
y la flaca enfureció
de sus páginas la jaló
y al Mictlán la condenó

Ahora, muertas y muertos leen
la mejor información
para divertirse en el panteón