Así opera la Aldea Digital de Iztapalapa

¿Puede la tecnología ayudar a combatir la insegurdad?

Aldea Digital en Iztapalapa
Foto: Edgar Durán

Hace unos días se inauguró la primera Aldea Digital en Iztapalapa,
una de las delegaciones más conflictivas de la Ciudad de México

Murió apuñalado. La mañana del 7 de enero de 2018, los vecinos de la colonia Ejército de Oriente realizaron una llamada de emergencia al 911: un hombre se encontraba tirado sobre un charco de sangre en la calle Carlos Ramírez. Tenía 30 años más o menos y el pecho herido por cuchilladas.

Tres semanas antes, a mediados de diciembre, en esta misma colonia se inauguró la primera Aldea Digital en Iztapalapa. No es poco: hasta hace unos años el barrio solía ser motivo de noticia por otras razones. Los índices de drogadicción, las narcotienditas y la cantidad de reclusos que provenían de estos rumbos.

Aldea Digital una realidad en Iztapalapa
Foto: Edgar Durán

«Para los vecinos de la Unidad Habitacional Ejército de Oriente –explica una nota de 2002, entre las muchas que han aparecido a lo largo de los años–, en sus cinco secciones, las cifras de la Secretaria de Seguridad Pública federal de que por cada colonia existen dos “tienditas” donde se vende droga, no representan nada ante la realidad que viven a diario: casas clandestinas donde lo mismo se vende alcohol, droga y prostitución; atracos a plena luz del día, asalto con armas largas a proveedores de mercancía y desvalijamiento de autos y camiones que son secuestrados».

Noticias de drogadicción, venta de drogas y robos se repiten a lo largo de los años; pero eso no es todo lo que ocurre en la Ejército de Oriente. La historia de la colonia es la historia de un barrio que ha crecido a espaldas de la ciudad, de vecinos que se cuidan entre sí.

«Toda la colonia es peligrosa, sobre todo la Quinta Sección –cuenta ahora un taxista que trabaja en un sitio clandestino, ubicado a la salida del metro Peñón Viejo–.  Pero aquí nos conocemos todos: sabemos quiénes son los vecinos, a qué hora llegan, a dónde van. Si vemos a alguien que no es del barrio, no lo subimos, por seguridad».

Aldea Digital en Iztapalapa
Foto: Edgar Durán

En este contexto nació la Aldea Digital en Iztapalapa: un proyecto creado en conjunto con el gobierno de la ciudad, Teléfonos de México y la Fundación Carlos Slim. El objetivo, según aseguraron las autoridades delegacionales y de la ciudad, fue impulsar la inclusión digital en el país y en los barrios más alejados.

Camina para ahorrar

José Iván transcribe la biografía de José Emilio Pacheco en una computadora. Está sentado en uno de los escritorios de las salas, tiene 10 años. Para llegar a la Aldea Digital en Iztapalapa caminó alrededor de ocho cuadras; gracias a esa caminata ahorró $30, los mismos que destina al café internet de su cuadra cuando realiza un trabajo escolar. «Desde hace un mes –dice– empecé a venir una tres veces por semana, porque no tengo computadora en mi casa».

Aldea Digital en Iztapalapa
Foto: Edgar Durán

Para llegar a la Aldea hay que salir del Metro Peñón Viejo, recorrer casi un kilómetro y medio: 16 minutos sobre avenida República Federal del Sur, una vía solitaria con un camellón de pasto amarillento y zacatoso al centro, donde de vez en cuando pasa un taxi con dirección al Metro. En el camino, jóvenes se juntan en las canchas para echar una cascarita, otros deambulan con la estopa en la nariz.

«Si bien es cierto que la zona es marginal, no es conflictiva. Al contrario, este es un lugar donde debe llegar este tipo de actividades educativas», cuenta Ulises Medina, director General de Jurídico y Gobierno de la delegación Iztapalapa.

Se trata de un espacio antiguo. Construido en 1976, se pensó primero como sede de la Unidad Habitacional de Ejército de Oriente; al no tener escuelas cerca, se usó para dar clases a alumnos de secundaria, después se convirtió en sede para talleres de belleza, odontología, tejido, enfermería y guitarra.

Desde el 17 de diciembre, sin embargo, esto se ha convertido en una Aldea Digital donde se planea impartir 122 talleres que van desde el primer acercamiento a la computadora, hasta programación, diseño e impresión 3D y robótica, en un espacio de dos niveles que contiene 229 equipos. Computadoras, laptops, iPads y pantallas con una conectividad de 1 GB, cada metro habilitado con cobertura wifi. «Tenemos la capacidad para atender diariamente a 150 personas», dice Medina.

Aldea Digital para todos
Foto: Edgar Durán

Robótica es justo uno de los talleres que Iván empezó a cursar desde hace un mes. «Nos enseñan cuáles son las partes de un robot, qué es la robótica, qué son los algoritmos», dice mientras se acomoda el pelo, endurecido de tanto gel.

Aldea Digital en Iztapalapa: Lo último en tecnología

«Primero deberían hacer algo con la seguridad de la colonia» dice Anahí, vecina de la Ejército de Oriente desde hace más de 20 años. Habla desde el Mercado Concentración de Guadalupe, un lugar maltrecho que esconde su deterioro detrás de la pintura amarilla que cubre sus muros, ubicado justo frente a las instalaciones de la Aldea Digital.

De acuerdo a Dione Anguiano, jefa delegacional de Iztapalapa, la demarcación ocupa uno de los tres primeros lugares en incidencia delictiva en toda la ciudad –el 20% de la población que ingresa a penales proviene de aquí–. Ejército de Oriente se encuentra entre las nueve colonias con mayor percepción de inseguridad.

¿Puede la tecnología crear un cambio en este sentido? Muchos piensan que sí. «Esto es bueno para la comunidad, le da otra vista, los jóvenes tienen otro lugar para distraerse», comenta Celia Morales, locataria del mercado.

Aldea Digital en Iztapalapa
Foto: Edgar Durán

Dentro de las actividades en la Aldea Digital en Iztapalapa están los talleres para pequeñas y medianas empresas, que también enseñan a realizar ventas en línea y crear un perfil en redes sociales para su propio negocio, entre otras cosas.

Para tener acceso a estos servicios solo debes asistir y registrarte.

Aldea Digital en Iztapalapa

Dónde: avenida Antonio Estevez s/n, esquina con Exploradores de Ejército de Oriente, 2da Sección
Cuándo: lunes a viernes, de 9:00 a 18:00; sábados y domingos, de 9:00 a 15:00

 Te puede interesar: Usan un auto de lujo para asaltar microbús en Iztapalapa