Músicos guapos y exóticos

Para quienes desairan a los músculos

Especial

Jarvis Cocker (49 años, Reino Unido)

A muchas mujeres no les gusta el look nerd; sin embargo, Jarvis no es un hipster vegano como cualquier otro, es quien impuso este estilo tan imitado. Es también gracias a él y a Pulp a quienes debemos la existencia del brit-pop. Ha sido una figura imponente tanto en su banda como en su proyecto solista. Ha escrito canciones para Charlotte Gainsbourg y para el cineasta Wes Anderson (para el soundtrack de El Fantastico Sr. Zorro). Es cierto, Jarvis no es una guapura –ni inmediata ni obvia–, lo que le apreciamos es justamente su capacidad de ser un orgulloso nerd con cebo.

Jonny Greenwood (40 años, Reino Unido)

Cuando se habla de Radiohead el imaginario colectivo inmediatamente retrata la famosa cara del vocalista Thom York. Sin embargo, muchos olvidan al más guapo del quinteto de Oxfordshire, y uno de los mejores guitarristas a nivel mundial: Johnny Greenwood (también encargado de tocar los teclados). Es un músico multiusos: toca la viola, la armónica y el banjo. Temas como “Climbing up the Walls” y “How to Dissapear Completely” nunca hubieran sido posibles sin sus conocimientos. No hay que olvidar que también ha tenido presencia en la industria fílmica: compuso los soundtracks del documental Bodysong y de la ganadora del Oscar: Petróleo Sangriento.

Devendra Banhart (30 años, Estados Unidos)

El americano criado en Venezuela presentó el disco “Oh Me, Oh My!” cuando tenía apenas 21 años. En aquel tiempo apenas se colocaba como uno de los cantantes de folk más importantes de nuestra época: sus letras eran oníricas, sus discos tenían arte hecho por él y, ante todo, su apariencia de nómada y barba larga no podían pasar desapercibidas. Lo cierto es que detrás de ese estilo de vagabundo hay una sensualidad innegable que ha capturado a miles (incluyendo a Natalie Portman). Más allá de su físico, Banhart muestra cualidades únicas entre los músicos americanos: es bilingüe, dibuja y ha sabido aprovechar una amplia gama de melodías, desde la rítmica “Carmensita” hasta la sentimental “Seahorse”.

Kristian Matsson- “The Tallest Man on Earth” (28 años, Suecia)

A lo largo de los últimos años hemos atestiguado cómo los músicos folk se han transformado en una pseudo-versión de Bob Dylan (sobre todo del de los sesenta: chamarras de cuero, “líricas poéticas”, voz rasposa característica de aquel “al que no le importa”). Imitaciones baratas. Durante varios años la escena musical ha especulado en quién será el siguiente Dylan. Conner Oberst, vocalista de Bright Eyes, se ubica dentro de los nominados, pero alguien que se le acerca más –y además es un hombre alto– viene directamente de tierras nórdicas: Kristian Matsson. Conocido bajo el seudónimo “The Tallest Man on Earth” ha logrado caracterizar el estilo Dylanesco sin forzarlo. Sus letras, perfección poética; sus melodías, naturalmente folkys, y –ante todo– es alto y guapo.