Antemasque: rock progresivo en el DF

Desde las cenizas de ATDI y The Mars Volta

Emmanuel Gutiérrez

Desde las cenizas de At The Drive-In y The Mars Volta, Omar Rodríguez-López y Cedric Bixler-Zavala nunca se han dado por vencido a pesar que han visto perecer proyectos de gran calidad. 

Cualquier ruptura tiene un proceso de curación para continuar, la evolución de uno mismo no radica en sólo desprenderte de las situaciones sino también, saber digerirlas y reconstruirlas para forjar una nueva meta.

Tanto Bixler como Rodríguez bien pudieron nacer 40 años atrás y hacer empatía con los sonidos progresivos de aquella época, lo mejor, fue que están ahora, con un sonido fresco y único en su tipo hoy en día. 

El cuarteto no posee un sonido fácil de dirigir para cualquier oído, necesita repasarse el material una y otra vez para desmenuzar el contenido. Apenas fueron 10 canciones, poco pero nutrido material en calidad el que mostraron. 

“In the Lurch”, “Momento Mori” y “4AM” son claras referencias de las dos agrupaciones anteriores donde estuvieron Bixler y Rodríguez. Cuando nadie lo esperaba, “50,000 Kilowatts” de pura potencia inundaron el Circo Volador. 

Hubiera sido interesante que Flea tocara con la banda (participó en el album debut de Antemasque);  saben juguetear con los sonudos, “Domino Rain” y “Providence” sacan a relucir la mejor experimentación del cuarteto, una amalgama de sonidos guturales con geniales improvisaciones. 

Sin embargo, la abundancia de acordes y riffs fue rauda. Apenas 60 minutos se mantuvieron en el escenario, a pesar de las rechiflas de los fans, Antemasque no puso otro pie en el escenario. 

Un buen debut del reencuentro de Rodríguez y Bixler, alguna pieza de sus anteriores proyectos se hubiera agradecido, pero están resurgiendo de las cenizas y prefirieron dejar eso donde pertenece: En el pasado.

Setlist

– In the Lurch 
– Momento Mori 
– 4AM 
– I Got No Remorse 
– 50,000 Kilowatts 
– Rome Armed To The Teeth 
– Ride Like The Devil’s Son 
– Domino Rain 
– Providence 
– People Forget