¿Sirve de algo separar la basura en CDMX?

La ruta de nuestros desechos

La cuestión entre los chilangos —en términos de basura— es la siguiente: ¿sirve de algo separarla? Las opiniones se dividen: hay quien dice que además de dividirla en orgánica e inorgánica hay que hacer separación más especializada (pet, vidrio, papel y latas).
 
Otros, los más pesimistas, dicen que no sirve de nada: todos hemos visto que aunque en casa la separemos, el del camión la junta en un mismo montón. Total ¿sirve o no sirve?
 
Para quitarnos de dudas, perseguimos a nuestra basura hasta su destino final ¿A dónde nos llevará?

Paso uno: el camión

Separamos nuestra basura como debe de ser y se la entregamos al camión de la esquina. El que nos tocó tenía sus espacios bien separados: orgánica de un lado, inorgánica del otro. Le preguntamos a Pepe, el basurero, si servía de algo: “Sí sirve —nos dijo—pero la gente cambia por zonas: en la Benito Juárez o en la Miguel Hidalgo la gente sí la separa, pero acá en Iztapalapa no”. Pepe nos explicó que ellos van separando los deshechos como llegan al camión.
 
Sin embargo, nos comentó, los barrenderos que van con su carrito no pueden separarla. Ellos ganan de su propina pero no pueden escoger los deshechos “De la basura se sacan muchas cosas y mucho dinero, pero los que van de casa en casa ya ganan con lo que les dan las señoras. Por eso mismo les decimos que la separen o les digan a las seños que se la entreguen bien”. Le dimos la basura y los seguimos para ver dónde la iban a dejar.
 
101567basura4
basura4

Paso dos: el Centro de Transferencia

Nuestro camión llegó al Centro de Transferencia ubicado a un costado de la Central de Abastos. Decenas de camiones entran aquí cada día a depositar lo que sale de tu casa. Nos atendió Arturo Castro, uno de los encargados del lugar que nos explicó qué sucede ahí.
 
“Nosotros no pertenecemos al gobierno, sino que somos aparte. Aquí recibimos la basura de todos los camiones que llegan pero no se queda aquí, sino que se separa en estos grandes trailers que ven atrás. Algunos de estos trailers llevarán la orgánica y los demás inorgánica. Pero aquí se obliga al camión a traer su basura separada. De hecho, si no la trae de manera adecuada no puede subirla al trailer, ellos tienen que bajarla y comenzar a palearla. Es más trabajo para ellos”.
 
A ver, a ver ¿y si tenemos nuestra bolsita de orgánica y la echamos en la bolsota de inorgánica? “No es lo ideal, pero ayuda. Cualquier tipo de separación ayuda. De hecho el basurero no nos puede entregar la orgánica adentro de una bolsa de plástico, pero si identifica dónde viene, la corta y listo: por eso hay que decirle cuando uno se la entrega. Por favor, no revuelvan la basura, eso está mal, nos hacen trabajar a todos ¡y con la cantidad de capitalinos!”.
 
¿Y luego a dónde la llevan? “Ahorita que ya cerraron el basurero del Bordo Oriente, se lleva a otros tiros” nos dijo. En ese momento iba saliendo un trailer blanco, con flores pintadas a un costado y logotipo de la CDMX ¡A perseguirlo!
 
101565basura3
basura3
 
Paso tres: el destino final
Hay varios tiraderos en donde se descarga la basura de la Ciudad de México. Hay uno al sur, en Iztapaluca y conocemos otro al norte, en Zumpango. Cuando vimos que nuestro tráiler enfilaba al sur de la Ciudad y que salía a la carretera pensamos, como el Buki, ¿a dónde vamos a parar?.
 
Bueno, pues salimos de la ciudad. Y salimos y salimos, y dimos curvas y curvas. Cuando enfilamos a Morelos nos dimos cuenta que llevarse toda nuestra basura requiere un gran esfuerzo. Llegamos a “La Perseverancia” un tiradero cerca de Cuautla. La Perseverancia tiene un letrero afuera donde indica que cumplen con las normas ambientales, aunque no piensen que es muy moderno. Ahí nos enteramos que se hizo un convenio entre el gobierno de Morelos y de la CdMx para que se tire la basura separada de manera temporal, pues sirve para la generación de biogás y energía eléctrica.
 
Si se preguntan a qué huele un basurero de ese tipo, podemos decir que fue mejor de lo que esperábamos: no huele a rosas, precisamente, sino a un olor ácido, como de naranjas (suponemos que por la separación orgánica). Sin embargo, esta es una solución temporal: el gobierno se enfrentará dentro de un corto tiempo al problema de dónde poner toda la basura que generamos.
 
Así que desde que llenas tu bolsita en la cocina hasta Cuautla, tu basura recorre un largo camino ¿Vale la pena separarla? Claro que sí. Así que no se hagan, chilangos, y tengan sus botes separados en casa ¡todos nos beneficiamos!
 
101564basura2
basura2

También lee:

Los 20 mejores momentos del Auditorio 20 de OV7 y Kabah

Quiz: ¿Qué tipo de papá tienes?

Micheladas y jochos de no m…