El Santo de la A a la Z

Recordando al Enmascarado de Plata

Apolo Valdés

 

El Santo, cuya figura está arraigada en nuestra cultura colectiva, traspasó fronteras y se convirtió en la leyenda más gloriosa de la lucha libre. El Enmascarado de Plata murió a los 66 años. Sufrió un infarto después de una actuación en el  hoy extinto Teatro Blanquita. Este 5 de febrero es su aniversario luctuoso. Repasemos su legado en orden alfabético.

 

A

Arena Coliseo: recinto inaugurado el 2 de abril de 1943 con una lucha entre El Tarzán, quien ostentaba el título del Campeonato Mundial de Peso Medio, contra un novato de 6 años que se creía el muy muy. Era El Santo, que perdió estrepitosamente con un dos al hilo. (Dato curioso: Coliseo fue la primera arena con aire acondicionado en América Latina.)

 

B

Blue Demon: enemigo de El Enmascarado de Plata. En el mundo de la lucha libre, Blue Demon era el carnal de Black Shadow, quien perdió la máscara ante El Santo. La Leyenda Azul juró vengarse y destronó al Plateado pero se hicieron amiguis en diez películas.

La peli ‘Santo y Blue Demon contra los monstruos’ es un claro ejemplo de su eterno amorodio. Chequen el minuto 24 y cachito, en el que se agarran a madrazos… pero, bueno, es el clon malvado de su colega y mejor amigo Blue Demon (asegún).

http://www.youtube.com/watch?v=EHC7GaH81mE

 

C

Cincuenta y dos: número de largometrajes protagonizados por El Santo, quien (“como él mismo”) se enfrentó a medio mundo sobrenatural (vampiros, brujas, zombies, descendientes de Frankenstein, la Llorona, el Hombre Lobo, quimeras, tus suegros) y hasta Capulina. Hasta le adjudican varias pelis apócrifas como la turca 3 Dev Adam (algo así como “Tres Hombres Poderosos” en español) que trata de una mancuerna conformada por  las copias pidatas de Enmascarado de Plata y el Capitán América (WTF?).

 

 

D

De la Iglesia, Alex: director, productor y guionista vasco que planea realizar una saga cinematográfica de este querido personaje (o eso dijo el año pasado).

 

E

El Diablo o El Ángel: nombres barajados antes de tomar posesión del oficial, que fue El Santo. La triada fue sugerida por su entrenador que estaba armando un equipo de luchadores con vestimentas plateadas.

 

F

Franco Colombo: luchador con el que hizo pareja El Enmascarado de Plata. Cuentan que el Santo, viendo a su compañero herido y olvidado en los vestidores después del enfrentamiento, lo llevó al médico pa´ que lo curaran y lo acompañó a su cantón. 

 

G

Guzmán Huerta, Rodolfo: nombre real de El Santo.

 

H

Hijos (no solamente Hijo) de El Santo: diez en total procreados con su querida esposa Maruca (María de los Ángeles Rodríguez Montaño). Son Alejandro, María de los Ángeles, Héctor Rodolfo, Blanca Lilia, Víctor Manuel, Miguel Ángel, Silvia Yolanda, María de Lourdes, Mercedes y Jorge Guzmán Rodríguez conocido también como el Hijo del Santo, heredero y defensor supremo (con hartos pleitos legales por el nombre contra cualquiera que pretenda usufructuarlo).  

 

I

Identidad: un (supuesto) misterio basado en la frase célebre “Nadie hay detrás del enmascarado. Todos y ninguno a la vez”. A finales de 1943, en un enfrentamiento, Jack Blomfiel logró quitarle la preciada máscara y ya se sentía muy acá pero se dio cuenta de que ¡había otra debajo!

 

J

Jesús Lomelín: réferi e instructor de la entonces Empresa Mexicana de Lucha Libre (hoy conocida como el Consejo Mundial de Lucha Libre). Fue el que le dio a escoger los tres nombres al luchador (checar el inciso “E”) el 26 de junio de 1962.  

 

K

(95) kilogramos era su peso (oficial).

 

L

Lobo Negro: luchador contra el que debutó. Como no podía derrotarlo, el Enmascarado de Plata lo fauleaba a diestra y siniestra. Obviamente fue descalificado. Pero fue una derrota con sabor a ganancia pues El Santo fue un pionero. ¿Por? Pos nadie había sido descalificado en la historia de la lucha libre y (como buenos masoquistas que somos) el público se enleló por el nuevo rudo.

 

M

Máscara: la cual jamás perdió en combate (y decían que hasta se bañaba con ella). El primer ejemplar de su máscara era de piel de cochino, por lo que el calor interior estaba cañón. Después su primera lucha contra La Maravilla Moreliana Bobby Bonales, que sería uno de sus enemigos más acérrimos, El Enmascarado de Plata le dio el valor a su máscara: “me propuse conservarla contra viento y marea, pues era la máxima expresión de mi personalidad, el símbolo perfecto del misterio que podría rodear mi figura en el encordado”.

 

N

Nombres: varios. Rudy Guzmán fue el primero pero nada pegador. Después, ya enmascarado, se llamó El Hombre Rojo. Poco después se bautizó como Murciélago II. Su fuente de inspiración fue el afamado Jesús El Murciélago Velázquez, quien lo demandó por agandallarse su apodo). También fue simplemente el Enmascarado, el Incógnito y el Demonio Negro.

 

O

Osés, Fernando: luchador gachupín conocido como La Maravilla Madrileña. Fue uno de los guionistas de las primeras pelis del mito plateado: Santo contra el Cerebro del Mal y Santo contra los Hombres Infernales.

 

P

Pancracio: sinónimo de “lucha libre profesional” (no, no es un nombre gacho como creías).

 

Q

Quitarse: (nunca) la máscara. En la tele, se levantó la máscara tres veces pero Jacobo Zabludovsky estuvo duro y darle con la “exclusiva” de que se había desenmascarado por completo en vivo pero nomás se le vio un cacho su rostro. La cosa se pone pior cuando el luchador muere a la semana de ese chou (se dice que El Santo moriría cuando diera a conocer su rostro). ¡Ay, nanita! 

 

R

Rudos: bando en el que combatió en sus inicios.

 

S

(El) Santos: tiras cómicas de los moneros Trino y Jis que salió en La Jornada y Reforma durante los ochenta y noventa. El protagonista, un gordito chocarrero, es una parodia de El Santo.

 

T

Tulancingo: lugar de nacimiento de El Enmascarado de Plata. Hay un museo en su honor con más de 200 piezas y dos “menumentos” en su honor. Las malas lenguas dicen que una de las estatuas en el crucero Tulancingo-Acatlán “afortunadamente ya fue retirada de ahí, pues  la burda forma de su creación era un aberrante impacto visual”.

 

U

Una (serie animada): Cartoon Network Latinoamérica realizó Santo contra los Clones en el 2004. En 5 episodios cortos podemos verlo convertido en caricatura agringada.

 

V

Versus: término de lucha libre que todos pensamos que significa “contra” por influencia gringa y que, en realidad, quiere decir “hasta” (aunque la RAE ya cedió y ahora acepta el “contra”).

 

W

Welter: peso, conocido también como “peso medio mediano o peso semimedio”, en el que El Santo hizo sus pininos. Fue Campeón Nacional el 21 de febrero de 1943. Y, cómo no, obtuvo el título mundial el 15 de mayo de 1946

 

 

X

(El Santo del siglo) XXI: cuando El Enmascarado de Plata vio debutar a su vástago como luchador se echó a chillar y dijo ” me estoy regresando 30 años”. El legado sigue vivo con El Hijo del Santo (y con el Nieto del Santo, quien fue llevado ante los tribunales por no tener los derechos del nombre y después se llamó El Plateado, pero tampoco lo dejaron y ahora ya no sabemos qué onda con ese cuate).

 

Y

Yeo: mago con el que colaboró en el Teatro Blanquita como escapista cuando se retiró del ring.

 

Z

Zambrano, Enrique: el otro libretista de las dos primeras pelis de El Santo, que se filmaron en Cuba y cuyo rodaje terminó un día antes de la victoria de la revolución cubana. Por cierto, El Enmascarado de Plata se rehusó varias veces a hacer pelis pero lo convencieron con un viaje a La Habana con todos los gastos pagados por dos meses.

También lee: 

Manual para identificar a una buchona

Confesiones de un cajero de Oxxo

13 grandes inventos chilangos