Despiértate que vas tarde

flickr.com / woodleywonderworks

El día ha llegado: los nerds del mundo lo aman y los no nerds le temen, el tráfico sube 900% y ver televisión por
la mañana baja 899%;
los papás del mundo exhalan porque tendrán un poco más de paz y probablemente algún mañanero por ahí.

Hablamos del Primer Día De Clases (léase con voz de trailer de
película de terror).

Sí, a clases, chavos.

Otra vez a estar intentando que no los
expulsen durante un año. Aunque
bueno, seamos honestos, al volver a la escuela no TODO es malo: Habrá anécdotas más divertidas, bajarás más pantalones y hasta es probable que te emborraches más que
el año pasado.

Haciendo memoria, y
abdominales,
resulta que sí hay cosas que uno anhela del primer día
de clases, y no son cosas ñoñas
como "¡voy a aprender más!"  o
"¡Bien!, finalmente voy a leer Los Hermanos Karamazov". 

No, no, aquí enlistamos cosas más básicas
que nos recordaron por qué costaba trabajo dormir el domingo previo
.

¿Listos para tomar apuntes? Denle a siguiente.