Cuarta recomendación

Lee... no te quedas ciego.

VÍAChilango

El hombrecito Ix

El Hombrecito Ix

***
Jorge Luján
Ilustraciones de Manuel Monroy

Nostra Ediciones
La historia va sobre las aventuras de un personaje enigmático y
destinado a la trashumancia, y está construida a base de pequeños
relatos acerca de los impredecibles episodios en la vida de Ix, una
criatura infrecuente que despierta sospechas entre los pobladores de una
aldea a causa de su alegre disposición para ir en contra del sentido
común: dialogar con los ladrones, cambiar los métodos de cosecha y
esfumarse como una exhalación de una ceremonia importante, son —entre
muchas otras— las causas que le ganarán la desconfianza de los aldeanos.
La composición fragmentaria del libro lo vuelve idóneo para el público
más joven; además, el diseño de acordeón (una sola cartulina plegable e
impresa por ambos lados) y las ilustraciones en acuarela de Manuel
Monroy facilitan la lectura y hacen de esta edición una pieza única, que
vale la pena añadir a la colección de clásicos infantiles.  

-José Velasco

La Jaula de Mallik

La Jaula de Mallik
***
Carlos González Muñiz
Fondo Editorial Tierra Adentro


Compuesta en cuatro partes, la historia aborda la temática del encierro y
explora las posibilidades narrativas de reflejar a través de imágenes y
construcciones verbales, la sensación de asfixia que produce cualquier
privación de la libertad. Para este fin el autor abreva de diferentes
tradiciones (de los relatos bélicos, de las fábulas y alegorías del
imaginario Kafkiano, del taoísmo y la estética oriental y del grotesco
como mecanismo desmitificador), y se embarca en un proyecto arriesgado
que lo aleja de la novela tradicional: ofrece una mirada diferente en
contraposición a los rancios modelos narrativos que insisten en hacer de
la novela histórica un género provocador. Aunque de pronto la obsesión
carcelaria y las continuas ponderaciones sobre ésta detienen el ritmo de
los acontecimientos, al final el efecto de angustia está bien logrado y
produce en el lector una sensación de extrañamiento. Una prueba
refrescante de la nueva literatura joven de nuestro país.  

-José Velasco

 

La última visita


La Última Visita del Caballero Enfermo
****
Giovanni Papini
Ilustraciones de Luis San Vicente
Nostra Ediciones

Relato absolutamente Borgeano donde “el caballero enfermo” se percata de
su propia tragedia: “yo no soy otra cosa sino la figura de un sueño”,
declara el atormentado personaje, quien lucha obstinadamente por
despertar a su creador y así terminar con su condición de criatura
soñada. La concisión narrativa de Papini se ajusta de maravilla a las
ilustraciones —estilo Tim Burton—de Luis San Vicente: un cuento
necesario para abrirse camino a través de los laberintos metafísicos y
desentramar la naturaleza inasible de los sueños. Aunque puede haber
algunos niños para los que la densidad del argumento resulte tediosa, el
diseño del libro y el detalle de los dibujos colaboran al seguimiento
de la historia. Esta edición se suma a otros tantos esfuerzos por llevar
la literatura clásica a los más pequeños, y lo hace, por cierto, con
muchísima maestría.  

-José Velasco

 

Seúl

Seúl es una esquina blanca
***
León Plascencia Ñol
Pértiga


“Salí huyendo de mí y vine conmigo” dice Plascencia Ñol en esta especie
de diario escrito durante seis meses en un centro de escritores a las
afueras de Seúl.  El viaje físico se vuelve literario y filosófico
porque armoniza cada vivencia ya sea con la lectura de novelas coreanas,
pensamientos budistas, filmes u ocurrencias muy de mexicano como pensar
que en la tienda Singon venden cosas shingonas. El cronista tiene un
romance con una Corea conservadora pero con luces de neón, de comida
exótica y de un lenguaje tan distinto en su origen concreto que a los
occidentales nos impide comprenderla a fondo. Aunque la falta de una
trama le quita fluidez a la lectura, nos antoja a dejar de ser turistas
para convertirnos en viajeros y que ese desplazamiento nos ilumine o nos
pervierta.

-Ana Felker