Cenicienta

Ah, qué nombrecitos...

VÍARuy Feben

¿Dónde está?

En el paradisíaco Tláhuac, muy cerca de las calles Valkiria, la Flauta Mágica y La Gioconda.

De hecho significa…

Bueno, todos conocemos a la Cenicienta. Lo paradójico es que, más que una historia de hadas en donde los buenos siempre ganan, esa zona de Tláhuac parece el peor sueño de Úrsula, Maléfica y Hades juntos. O sea: está bien feo (perdón a los que viven por allá, pero es cierto: andar solo de noche por ahí refleja cierta tendencia al suicidio).

Sería más acertado si se llamara…

“Maléfica”.