Calustrofobia

Ñaca, ñaca

¿Por qué nos da miedo?
Porque parece que el mundo de Bosque mágico se convierte en pesadilla: se hace pequeño, más pequeño, pequeñito. Y claro, asfixiante.

Sería peor sí:
Llegarán a explotarte los pulmones. Imagínate que alguien llegara con un plástico o una bolsa y dejáras de repente de respirar. ¡Terror!

Para enfrentarla:
Piensa en lugares amplios, campos, montañas. Y evita en la medida de lo posible elevadores, conglomeraciones (ni modo, te tocará ver de lejitos en los conciertos).