7 cumbiones que hasta el más rockero baila

¡Más mezcla, maistro!

¡Oi nomás ese cumbión!

 

Decía Frida Kahlo: “a veces prefiero hablar con obreros y albañiles que con esa gente estúpida que se hace llamar gente culta”. Y no es por  nada, pero si algo tiene la gente que chambea en las construcciones, es que además de muy buenas pláticas, vaya que saben divertirse.

¿O no han pasado alguna vez por una de las pachangas que arman en el Día de la santa Cruz? Si no es así, no han vivido. Por eso, en homenaje a los maestros de la pala y la cuchara, aquí les dejamos algunos cumbiones que no deben faltar en ninguna pachanga rasposa que se respete.

 

 

La rumba quimbumba

Este pedazo de joya del Grupo Kual es una pieza invaluable de la cumbia sonidera. Nada más de escucharla entran unas ganas incontrolables de echarse una buena sesión de baile guarachero, con paso de brinquito y todo. Por cierto, estos reventones legendarios se arman en barrios como los de La Merced, donde se baila entre hombres, mujeres o lo que se ponga enfrente (eso es lo de menos).

El paso del gigante

Otra de cumbia sonidera aunque esta es orgullosamente poblana. Los del Grupo Soñador crearon una rola que rifa de principio a fin, ¿a poco no?. Esta agrupación tiene un sonido muy característico que no se parece al de ningún otro y por si fuera poco, tiene un inusitado pegue entre algunos hispters que les mama lo kitsch. ¿A poco no dan ganas de echar un buen bailongo con ella?

Muchachita consentida

Para que no digan que no ponemos rolas para los enamorados, ¿qué tal esta rola de Rayito Colombiano, como para dedicársela a alguna chava de esas que todavía son inocentes? Por cierto, si el ritmo de este grupazo les suena a Los Ángeles Azules, no es casualidad: su vocalista, Raymundo Espinoza fue también el vocal en ese grupo, pero quiso tener su propio proyecto. Que no les engañe el nombre, son orgullosamente de Iztapalapa.

Conga y Timbal

http://www.youtube.com/watch?v=MASeGNOY6t0

Esta rola es del 97, pero sigue haciéndonos menear el puerquecito y raspar el huarache como si hubiera sido de ayer. Y es que neta, pocas canciones tienen tanto sabor tropical como esta. Por cierto, aunque algunas personas creen que ‘Yaguarú’ toma su nombre del jaguar, en realidad para los paraguayos significa “nutria de río”. Pero bueno, no vinimos aquí a hablar de etimologías sino de cumbias chingonas. ¡A bailar!

El diario de un Borracho

http://www.youtube.com/watch?v=WCI_ohUjdUI

Un homenaje a las decepciones  amorosas que se acompañan con alcohol, esta rola tiene varias versiones, aunque tal vez la más chida sea la de Alfredo Gutiérrez (con todo y sus grititos y sus sonidos guturales). Creada en 1989 por Dorindo Cárdenas, nosotros la conocimos en la voz del Alfredo por ahí de 1995. Y un consejo de brothers: si van a ponerse hasta las manitas, taxi o Uber y lleguen chido a casa. *se ponen paternales*

  

Todo me gusta de ti

Para el que diga que en Neza no se hace buena música, aquí les dejamos la prueba de que se equivoca y gacho: ‘Todo me gusta de ti’, de Aarón y su Grupo Ilusión. Además de que está bien bailable, la letra se puede dedicar a la chava que les gusta. ¡Lo tiene todo! Por cierto, si alguna vez te preguntaste quién es Aarón, es un hermano fallecido de los fundadores de esta agrupación que antes del lamentable hecho sólo se llamaba ‘Ilusión’. Chale. 🙁

Quiero ser tu amigo nada más

http://www.youtube.com/watch?v=JM7id0nCUp8

Cerramos este recuento con un rolón de Los Ángeles Azules, que es como un homenaje a la friendzone, pero no por eso deja de estar bien chida. Es de las que bailamos y/o cantamos ya al final de la fiesta, cuando empezamos a recordar viejos amores o los intentos de ellos. ¿Qué es lo más chido de este temazo? Su manera de cerrar con “los osiiitooos, de pelucheee, los chocolateees, la la la la la la”. ¿A poco no rifa y controla?

 

Bueno, estas fueron sólo siete, pero sabemos que chumbias chingonas hay para aventar para arriba. ¿Cuál es su cumbión favorito? Nos lo puden dejar en la sección de comentarios. ¡Más mezcla, maistro!