Condesa y Escandón

El pan nuestro...

 

Primos

Es tan angosta que antes pasarás tú por ahí que un rico por el reino de los cielos. Si vas personalmente comprobarás que huele a pizza. Si pides a domicilio, aprovecha y llévate una a la Diabla.

Dirección: Alfonso Reyes no. 215-1; col. Hipódromo, 5273 0126.

Especialidad: Lo que se acaba primero son los “scones” (panecillos ingleses) y los envueltos “mora-queso”. Pero los roles con el sabor a canela más rico y acentuado son de aquí. (¡pide roles!)

A quién te encontrarías: Abril va por el pan dulce y las Tortugas Ninja por la pizza.

 

Panificadora la Real

Antiquísima, el encargado que la atendió por décadas se llamaba don Memo, quien falleció recientemente. Fíjate en las paredes de la entrada a los hornos: hay un póster con todos los tipos de pan dulce mexicano y su nombre.

Dirección: José Martí, esquina con Prosperidad, Col. Escandón.

Especialidad: Las conchas, a la antigua, cuando no eran demasiado grandes y sí de gran sabor.

A quién te encontrarías: A juzgar por las pinturas en las ventanas, a Cepillín y los Tres Reyes Magos.

 

La gran vía

Seguro tu madrina, tu tía y sus abuelas pasaron por estas panaderías, que lleva una eternidad y un poquito más. Quizás por la tradición de vender pastitas, es que en vez de vender café o leche, comercializan productos especializados de té.

Dirección: Ámsterdam no. 288-A; Condesa.

Especialidad: La gran vía síempre fue buena para pastitas. Hay unos cuernos hechos como de galleta-pasta cuyas puntas son de chocolate.

A quién te encontrarías: a tu tía, tu madrina y sus abuelas en su versión rejuvenecida.