Cucarachas

Mimic

Gracias a Guillermo del Toro, he dejado de
pisar cucarachas… porque tengo miedo de que existan unas gigantes.
Tan grandes como un humano y que además parezcan vagabundos con el
cuerpo de un linebacker de la NFL.

Lo jocoso:

!No hay nada jocoso… son malditas cucarachas gigantes!

Lo ridículo:

Cuando no se comen al niño freak porque sabe hacer ruidos con cucharas. Es como el hijo de Forrest Gump.

Cómo lo matas:
Explosivos en el metro.