Érase una vez Blade Runner 2049

blade-runner-2049-principal

La original no sólo es la película favorita de Denis Villeneuve (director de la nueva versión: Blade Runner 2049), sino que es un referente estético imprescindible para entender el cine de ciencia ficción contemporáneo: esta cinta es la piedra angular de todo el subgénero cyberpunk y la ciencia ficción neo-noir, y algunas exitosas distopías posindustriales, como Matrix, Minority Report, Akira, Ghost in the Shell, Gattaca, Children of Men y, más recientemente, Ex Machina.

Tanto Villeneuve como Harrison Ford (quien interpreta al blade runner Rick Deckard) han dicho que lo mejor de 2049 es el guion, basado en una historia de Hampton Fancher (el guionista original) y el propio Ridley Scott (director de la versión de 1982). Muchas cosas son similares –repiten varios del equipo original, excepto Vangelis, que no participa en el soundtrack, aunque tenemos a Jóhann Jóhannsson y Hans Zimmer, colaboradores asiduos de Villeneuve–, y a Ryan Gosling en el papel del oficial K, quien tiene una pinta muy similar a la de Harrison Ford hace 30 años.

También checa estos otros estrenos de octubre

La historia de Blade Runner 2049 respeta el tiempo transcurrido y se ubica tres décadas después que Deckard ha desaparecido, cuando el oficial K desvela, casi sin querer, un viejo secreto con el potencial de hundir en el caos lo que queda de esta sociedad distópica. Esta vez la constante estética no es la lluvia, sino el polvo; la hipertecnología ha orillado a ciertas zonas de la ciudad de Los Ángeles a volverse parcelas de escombros, páramos arenosos donde sólo hay chatarra y carreteras olvidadas. En este escenario, K tendrá que encontrar al viejo Deckard para resolver aquel secreto con el que tratarán de salvar a la humanidad de otra guerra.

Chilango platicó con Ryan Gosling sobre Blade Runner 2049

via GIPHY

¿Recuerdas cuando viste por primera vez Blade Runner?
Lo recuerdo perfecto, la vi cuando tenía 14 años (10 años después de haberse estrenado en cines), sabía que se trataba de una cinta icónica, es profunda y poderosa. Fue una de las primeras películas en las que no sabías cómo sentirte al final. Te dejaba con más preguntas que respuestas. Y de repente te invitan a participar…

Como fan de la original, me entusiasmó mucho saber que se estaba preparando una secuela, simplemente porque quería saber qué le había pasado a los personajes. Así que me sentí agradecido por la oportunidad de poder colaborar en toda esta ficción. Poder dar respuestas sobre lo que sucedió después.

Se trata de un proyecto ambicioso y riesgoso. ¿Qué fue lo que te atrapó del libreto?

Que fue escrito por Hampton Fancher con la aprobación del mismo Ridley Scott. Había una sensación inherente al original, trata de las mismas cuestiones: en esta historia, mi personaje se ve inmerso en un misterio a resolver, que lo hace cuestionarse su identidad y la de quienes le rodean. Todo el asunto se convierte en algo muy
personal para él.

Has trabajado con directores muy virtuosos. ¿Cómo podrías definir el estilo de Denis Villeneuve?

No puedes pedir más de un realizador al trabajar con Denis. En el aspecto personal es un tipo muy sencillo y respetuoso hacia los demás, pero al mismo tiempo es valiente y arriesgado. Tiene una visión muy clara de lo que quiere, la cual todos respetamos y veneramos.

El oficial Rick Deckard (Harrison Ford) lleva 30 años desaparecido, será el momento de reaparecer en un peor mundo que el que dejó.

Y de regreso en Blade Runner 2049, a Harrison Ford le preguntamos esto:

via GIPHY

¿Por qué regresar al universo creado por Ridley Scott 30 años después?

Por la curiosidad de saber qué sucedió con Rick Deckard; simplemente había un excelente libreto que permitía ahondar y entender más sobre mi personaje. Además, el tema central de esta historia se enfoca en la ética alrededor de todos los avances tecnológicos. Creo que es un asunto con una urgencia mucho más pronunciada que en 1982, un tema del cual se tiene que hablar.

¿Cómo fue el primer día de llamado?
Estaba lloviendo ese primer día de filmación, por lo que me sentí más que bienvenido. Ryan Gosling se encontraba realizando una secuencia de sexo con una bella mujer, lo que me entristeció, luego me percaté de que esa chica era un holograma por lo que me puse contento otra vez. Disfruté mucho trabajar con él. La parte anecdótica de esta cinta la lleva por completo su personaje y creo que hizo un trabajo muy original al emplear su inteligencia y sensibilidad en una historia con estas características.

Comentas que el tema central de esta secuela es todavía más actual que el de la cinta original, la relación que tenemos con la tecnología, la cual solamente se ha reforzado con el paso de los años…
Así es. La primera película tenía que ver con los asuntos éticos sobre la creación de los replicantes y su utilidad. En esta segunda parte simplemente te diré que desarrollamos ese tema aún más. No puedo revelar más, pues estoy seguro que los productores me buscarán para reclamarme antes que esto salga a la luz.

Y acá te dejamos el tráiler oficial de esta esperada cinta: