Calabozo del Androide 25

La Fourth World Saga de Jack Kirby

Jack Kirby

Síguelo en twitter: @el_androide


Después de más de una década de dibujar historietas de
monstruos, ciencia ficción, westerns
y superhéroes, y desilusionado por la carencia de crédito en la co-creación del
universo Marvel, Jack Kirby renunció a la editorial en 1970.
Habiendo trabajado para DC en los cuarenta, el eterno Jacob
se vio seducido por Carmine Infantino, tentado por el chance de escribir,
dibujar y editar su propio material. Era exactamente lo que buscaba y estaba
más que listo para la independencia creativa.
El resultado fue una titánica saga nunca antes presenciada,
abarcando cuatro títulos, comenzando con Superman’s
Pal Jimmy Olsen
#133. Lo que vendría un año después se significaría en proporciones
inconmensurables. Los flamantes números de New
Gods
y Forever People tomaron por
asalto cualquier puesto de periódicos, Mister
Miracle
les escoltó en seguida.

New Gods se erigía
como el núcleo. El planeta de los dioses había explotado, dos globos nacían
contrarios. La guerra entre el bien y el mal representada en dos mundos (New
Genesis
y Apokolips) había comenzado. El benevolente Highfather se enderezaba
firmemente como supremo némesis del tirano Darkseid.
Orion
, el primogénito del despiadado, se veía obligado a
retar a su propio padre, quien desesperadamente buscaba obtener la ecuación
anti-vida
, escondida en algún rincón de la tierra.

En contraste con los nuevos dioses, Forever People era sólo un destellante jugueteo. Unos mocosos
conocidos como Mark Moonrider, Serifan, Big Bear, Vykin y Beautiful Dreamer,
son transportados de diferentes eras de la tierra al New Genesis. Guiados por
una súper computadora, tenían la habilidad de fusionarse entre sí para
convertirse en el Infinity Man. A pesar del frenesí galáctico, veían la guerra
contra Apokolips como un simple chascarrillo.

La estrella de Mister
Miracle
era exactamente la opuesta a Orion. El hijo de Highfather, Scott
Free
, había logrado escapar de un oscuro orfanato de las tierras inhóspitas de
Apokolips. Abandonado por Darkseid, en un artista del escape se convirtió, pero
escape a su herencia jamás encontró.
En el más buscado fugitivo se transformó. Granny Goodness
comisionó a las Female Furies la cabeza de Miracle. En un microsegundo, un giro
del destino los alió. Hasta boda interracial hubo entre Big Barda y el
milagroso.

Aunque la épica no duró más de tres años, el legado
tecnológico-interdimensional  del
eterno Jacob Kurtzberg inspiró y transformó el universo de Detective Comics.
Durante años la editorial ha intentado resucitar a sus
personajes. Nadie ha sido capaz de capturar la grandeza y escala cósmica
modelada por el difunto Jack.
A la fecha dos colosos se han reencontrado para darle nueva
vida al Genesis de Kirby, se trata de Kurt Busiek y Alex Ross.