Björk Digital, ¿vale la pena pagar lo que cuesta?

Björk convirtió seis tracks de su último disco, 'Vulnicura', en un montaje de realidad virtual que se mueve por escenarios inmersivos.

Björk. FOTO: Captura de pantalla YouTube.

Björk Digital va más allá de una simple exposición sobre una artista y su música. No son fotografías, ni anécdotas sobre su carrera; no es una retrospectiva de la evolución de sus sonidos ni una muestra de sus éxitos, es más bien una puerta de entrada a uno de sus múltiples mundos.

Porque así es Björk, un personaje en toda la extensión de la palabra que convirtió seis tracks de su último disco, ‘Vulnicura’, en un montaje de realidad virtual que se mueve por escenarios inmersivos creados por un crew de artistas visuales de vanguardia.

En ellos verás a una Björk desnuda -sentimentalmente hablando-, mostrándote de cerca el dolor que le causó la ruptura amorosa con el padre de su hija.

La exhibición está repartida en tres áreas del Foto Museo: la primera es una sala con dos pantallas en las que se proyectan diferentes ángulos del video ‘Black Lake’, dirigido por el cineasta Andrew Thomas Huang, en el que recorre cuevas y campos de musgo en Islandia. Esta es considerada la canción central y con más poder dramático del ‘Vulnicura’.

En la segunda área están las mamparas en las que tendrás la experiencia virtual de la que tanto se habla, gracias a unos cascos especiales para ello.

Stonemilker: Björk cantará en primera fila para ti mientras disfrutas de un paisaje playero en una locación remota en Islandia con vista 360º.

Quicksand: Gracias a la captura de movimiento, se pudo reproducir el performance que dio de esta canción durante un concierto en Tokio.

Mouth mantra: Está hecho con visuales tomados desde el interior de la boca de Björk, así que verás a detalle sus dientes, sus muelas, sus labios, su lengua, mientras ella interpreta el tema.

Family: En este video controlarás un par de mandos de los que saldrán tiras de colores que se conectarán con una herida similar a la que sale en la portada del disco. Más allá de eso, yo no diría que esta exposición es interactiva.

Notget: Las máscaras creadas por James Merry protagonizan este video en el que podrás ver una transformación de la artista y su entorno.

The Biophilia Room es un espacio con iPads para escudriñar las melodías de la cantante desde sus partituras, ensamble de sonidos y resultado en conjunto de todas las estructuras musicales.

Para terminar, pasarás al Cinema, una sala con pantalla de proyección para reproducir los videos que han marcado su carrera, con un sonido impactante e imagen remasterizada.

Pero, ¿por qué entrar a la expo ronda los $700? Porque se trata de un proyecto desarrollado por artistas visuales de vanguardia con tecnología VR, que consta de seis toneladas de material traído desde Londres.

Además, podríamos decir que es un privilegio tenerla pues apenas se ha montado en Australia, Japón, Inglaterra e Islandia.

Sin embargo, no saldrás de la muestra con la boca abierta y aunque no está diseñada solo para fans, sí será una gran motivación que al menos conozcas sobre su carrera y domines parte de su música.

Una vez que completes el recorrido que dura casi 90 minutos, serás tú quien juzgue el resultado final.

21mar - 7maymar 2111:00 ammay 7Björk DigitalFoto Museo Cuatro Caminos