¿Por qué está en esta lista?

Porque sus ojos y su pelo oscuro nos encantan, este actor australiano opacó a mismísimo Brad Pitt (con todo y que enseñó pompa) en la película Troya y a nosotras nos opacó la visión porque casi nos desmayamos al verlo en su atuendo de troyano.

/media/anterior/externas/eric_bana.jpg

/media/anterior/externas/t0_42317.gif

/media/anterior/externas/200802101730_58358400-pelicula-eric-bana.jpg