Diccionario de fallas en el Metro: ¿qué significan y por qué ocurren?

Diccionario de fallas en el Metro
Foto: Cuartoscuro

Zapatas pegadas, fallas en el mecanismo de puertas, servicio provisional… seguramente estos términos te resultan familiares, incluso los has maldecido en varias ocasiones, peeero lo que pocos chilangos sabemos es a qué se refieren exactamente, por eso, te armamos este diccionario de fallas en el Metro.

La próxima vez que sueltes la ya típica frase: “Di lo tuyo, Metro” porque hay una falla en el servicio de ese sistema de transporte, al menos tendrás una idea de todo lo que implica una falla en nuestra amada y odiada limusina naranja.

Platicamos con Enrique González, jefe de estación del Metro, para que resolviera nuestras dudas sobre esos avisos, que muchas veces se convierten en un dolor de cabeza y en llegadas tarde a nuestro destino.

También lee: Línea por Línea: las fallas que afectan al Metro

Diccionario de fallas en el Metro

1. Falla en mecanismo de cierre de puertas

Básicamente se refiere a esas ocasiones en las que las puertas del tren no cierran adecuadamente, peeero este problema tan común puede ser causado por algo muy sencillo como un objeto que cae en el canal de las puertas o por una avería que ocasione que ninguno de los accesos pueda cerrarse.

En el primer caso, el conductor puede arreglar el desperfecto en menos de 2 minutos, pero en casos más graves es necesario desalojar el tren, lo cual puede provocar un retraso de hasta 20 minutos en toda la Línea.

De acuerdo con el jefe de estación, un usuario rebelde que se niegue a salir del convoy puede complicar aún más las cosas, ya que es imposible que avance hasta que esté completamente desalojado.

Otra situación que ocurre en este tipo de falla es que cuando un tren avanza con las puertas abiertas, no corre a velocidad normal (70 kilómetros por hora), sino que va a aproximadamente 35 kilómetros, por esa razón el retraso podría ser de hasta 35 minutos.

2. Zapatas pegadas

Vas con toda la prisa del mundo en la estación Polanco, cuando, de pronto, comienzas a ver un humo blanco y apestoso que sale de las llantas de un tren, eso es lo que pasa cuando hay problemas con las zapatas.

Al armar el diccionario de fallas en el Metro, Enrique nos explicó que el sistema de frenado de los trenes es como el de cualquier otro ferrocarril, por lo que tiene unas zapatas de madera montadas en metal, que con un mecanismo activado por aire comprimido cierran y abren para detener las ruedas. El problema es que a veces falla un mecanismo que llaman cilindro de freno, esto es como el émbolo de una jeringa, que al atorarse, mantiene presionadas las zapatas.

Para liberarlas y que el tren pueda continuar su marcha, los técnicos tienen que realizar una maniobra para dejar fuera el émbolo y así la zapata quede liberada; esta acción no lleva más de cinco minutos, el problema es que el carro con esa avería se queda sin frenos.

Si la falla se presenta únicamente en uno de los carros, el tren puede llegar a la estación terminal para después ser reparado, pero si este problema se combina con algún otro, entonces tienen que retirar el tren.

Te recomendamos: Súbale, hay lugar

3. Fuego en la parte baja del tren o en las llantas

En algunos casos cuando se presenta una falla en las zapatas, estas pueden rozar con la rueda y encenderse al rojo vivo.

En otras ocasiones puede tratarse de un cable suelto que haga contacto con el metal de las vías, lo que ocasiona que la protección de plástico se prenda en llamas.

Hay otras circunstancias que se dan en el sistema de frenado, ya que estas utilizan un banco de resistencias, esto es un equipo grande que puede llegar a generar tanto calor hasta incendiarse.

Cuando ocurre cualquiera de estas situaciones es necesario cortar la corriente, sacar a la gente del tren, apagar o controlar el fuego para posteriormente solucionar la avería, lo cual puede ocasionar un retraso de hasta 20 minutos.

4. Falla en sistema eléctrico

¿Se acuerdan cuando la Línea 2 tuvo que suspender el servicio porque un transformador se quemó? Pues ese es uno de los escenarios más graves cuando hay fallas en el sistema eléctrico del Metro.

Cada zona tiene un cable que alimenta de corriente a los trenes, a estos se les llama puestos de rectificación y son los transformadores a donde llega la corriente. En ocasiones este equipo puede quedarse sin corriente, ya sea por problemas con un cable o que se incendie, como ocurrió en la Línea 2.

Solucionar este desperfecto puede tardar desde 10 minutos hasta varias horas, como ocurrió hace apenas unos meses.

Un problema en el sistema eléctrico afecta la circulación de los trenes, ya que al transitar por una zona con problemas de energía, el convoy no puede circular a 70 kilómetros por hora para no forzar la corriente y ocasionar una avería mayor.

Una falla de este tipo puede durar media hora o prolongarse durante todo el día. Para darte una idea de qué implica, aquí un ejemplo: una vuelta en la Línea 1 tarda en promedio una hora con 11 minutos, pero con una avería de este tipo el tiempo de recorrido será de más de dos horas.

5. Falla en el mecanismo de conducción

Cada tren tiene un manipulador que tiene diferentes posiciones, de tracción y de frenado,  en total son seis. Cuando uno de esos falla, es necesario hacer maniobras como conducir desde la cabina trasera, esto es como si el tren fuera en reversa, por lo que va más lento.

Otra situación es cuando falla el pilotaje automático, este se encuentra dividido en dos, uno es el que se ubica en las instalaciones fijas y otro llamado equipo embarcadero. Cuando alguno falla eso impide que el tren pueda alcanzar los 70 kilómetros por hora, por lo que en esos casos es necesario retirarlos de circulación.

6. ¿Qué pasa cuando retiran un tren?

Ya sea por alguna falla o por cualquier otra situación, cada vez que se retira un tren del Metro hay de dos sopas: una es que, por ejemplo, si la falla ocurre en una estación como Balderas, en ese punto hay una vía llamada vía de escape o secundarias, en ese caso, los trenes descompuestos son llevados hasta ese punto para dejar libre la vía principal.

Otra es, por ejemplo, si sucedió en Tacubaya y el tren va para Pantitlán. Las líneas están divididas en zonas, en cada una hay aparatos de vía que permiten hacer cambio en la dirección en la que circulan los trenes. En situaciones en las que es necesario realizar alguna maniobra sin afectar toooda la Línea, se establece el llamado servicio provisional, con esto solo algunos trenes se dejan detenidos y el resto de la línea puede continuar dando servicio.

 

7. ¿Qué pasa cuando algo u alguien cae a las vías?

En nuestro diccionario de fallas en el Metro no podía faltar esta explicación, que aunque no es algo mecánico, sí puede traer consecuencias en la red de transporte.

No tiene que ser un objeto muy grande para ocasionar todo un caos. Si un usuario distraído deja caer, por ejemplo, su celular, esta maniobra se puede traducir en varios minutos de retraso.

Si el objeto no tocó la parte metálica de las vías, la maniobra es más sencilla; sin embargo si este cae justo en las áreas por donde circula la corriente, las cosas se complican un poco más, ya que, según nos explicó el jefe de estación, lo primero que se hace es cortar la corriente, pero en ocasiones el objeto se calienta, por lo que es imposible retirarlo con las manos, para esto requieren utilizar una especie de pinza, pero no todas las estaciones tienen esta herramienta a la mano, por eso, a veces hay que esperar hasta que el personal la traiga desde otra estación.

Cuando una persona cae a las vías del tren hay distintos protocolos a seguir. Lo primero que se hace es cortar la corriente de las vías, retirar al conductor (muchas veces se encuentran en shock), posteriormente tienen que descender para comprobar si la persona está viva o muerta. En el primer caso deben levantar las llantas del tren para realizar el rescate y esperar la ayuda médica.

Cuando la persona ya falleció, proceden de inmediato a retirar el cuerpo y llevarlo hasta un lugar cerrado en espera de los servicios periciales.

Para no entorpecer el servicio y afectar a toooda la Línea, en ocasiones se tiene que establecer el servicio provisional mientras concluyen las labores.

Te puede interesar: ¿Cómo viaja una persona con discapacidad en el transporte público?