Restos humanos, oro, ofrendas y la ‘posible’ tumba de Ahuízotl. Esto es lo que están descubriendo los arqueólogos en las nuevas excavaciones del Museo del Templo Mayor.

Esto es lo que sabemos de las nuevas excavaciones del Museo del Templo Mayor

Desde hace 30 años se trabaja en la intersección de las calles de República de Guatemala y República de Argentina en nuevas excavaciones. Allí, un equipo interdisciplinario de expertos explora día a día el área ritual que se extiende a los pies de la pirámide más importante de Tenochtitlan, que se remontan al final del siglo XV y el principio del XVI. Dichas excavaciones han pretendido exhumar la que se cree es la tumba de Ahuíztol, emperador mexica que gobernó de 1486 a 1502 en Tenochtitlan.

En un video publicado por el INAH Leonardo López Luján (arqueólogo mexicano, encargado de las excavaciones del Templo Mayor), comenta: “nosotros ahora estamos dándonos a la tarea precisamente de exhumar la mitad norte con toda la arquitectura, la escultura y las ofrendas que están asociadas”.

NUEVAS EXCAVACIONES DEL MUSEO DEL TEMPLO MAYOR
Foto: Cuartoscuro

También puedes leer: Lo que sabemos del “hallazgo más tentador” en el Templo Mayor

Qué se ha encontrado en las nuevas excavaciones del Museo del Templo Mayor

Desde hace un par de meses se han encontrado importantes hallazgos en la excavación localizada en las intersecciones de la calle de Guatemala y Argentina, la que ahora se sabe es la mitad norte del templo de Huitzilopochtli. En este tiempo se ha encontrado “Una colección enorme de ofrendas con el culto del dios patrono de los mexicas (Huitzilopochtli) con esta divinidad solar y de la guerra”, cuenta López Luján.

Además de ello se han encontrado restos óseos humanos y ofrendas, que tienen mayoritariamente objetos de oro, pedernal, conchas y caracoles. Una cantidad inusitada de materiales todo precisamente asociado a este culto.

Estos hallazgos se suman al que hace unos meses fue uno de los más reveladores del Templo Mayor: un jaguar adornado y vestido como un guerrero, así como los restos del esqueleto de un niño, vestido igualmente a imagen de Huitzilopochtli y enterrado junto a varios cuchillos de pedernal, decorados con perlas y piedras preciosas. Descubrimiento que podría ser el primer paso para descubrir la tumba de un emperador azteca de la dinastía Ahuízotl.

También puedes leer: Mexicanos ganan oro en Olimpiada de Matemáticas Centroamericana