Sorpresota para los empleados

Caímos en la trampa

Nos habían dicho que era muy importante ir a una conferencia de Javier Solórzano llamada, "Bicentenario, la otra perspectiva". Era una conferencia sobre liderazgo, en donde se revisaría la historia de México y a partir de ahí se planearía lo que deberíamos hacer para el futuro. Mmmm, interesante. ¿Lo malo? es que era a la misma hora del partido de México. Un poco molestos y resignados por no ver el partido asistimos tempranito.En el lugar habían muchos otros que estaban ahí muy a regañadientes. La conferencia sonaba bien, pero ¿quién prefiere ver a Solórzano al partido de la Selección?

La conferencia empezó a las 8:30. Todos estabamos sentaditos en nuestros lugares pensando en que pronto empezaría el partido.En la sala todosteníamos  con cara de resignación cuando Solórzano prometió hablar rápido para que todos nos pudiéramos ir.  Comenzó su conferencia entre slides de Miguel Hidalgo y otras figuras nacionales. La sorpresa fue que al salir una imagen de Cuauhtémoc Blanco en el slide todos se emocionaron… y Solórzano confesó que todo era un plan con maña. 

Estábamos ahí para ver el partido, tomar cerveza, ponernos la playera de la Selección y gritar ·México, México"

Lástima que empatamos, pero la alegría nadie nos la quita. Al puro estilo chilango.