Descubrimos de qué lado masca la iguana

¡Misterio resuelto!

Hace unos días resolvimos el misterio de quién diablos era Chuchita y por qué la bolsearon [si quieres leer la nota, entra aquí], pero de inmediato otro misterio se apoderó de nuestra atención: ¿de qué lado masca la iguana?

Primero, lo primero: ¿qué significa esta frase tan arraigada en el habla popular mexicana? Cuando alguien te dice “te voy a enseñar de qué lado masca la iguana”, te está diciendo que te va a dar una lección de vida fundamental, puesto que se las sabe de todas, todas. También funciona a manera de salir de dudas: “ahora sí vamos a ver de qué lado masca la iguana”, se dice cuando al final estamos cerca de conocer una verdad esperada.

Ahora sí, a lo que nos truje: para saber de qué lado masca la iguana nos pusimos en contacto con Alberto Corona, un experto criador de estos animalitos que vive en el estado de Quintana Roo para que al fin nos revelara el misterio.

-Hola Alberto, espero no quitarte mucho tiempo. Veo que crías iguanas y tengo una duda que desde hace mucho tiempo me corroe: ¿de qué lado masca la iguana?
-Jaja, no me quitas el tiempo, gracias por la entrevista. Pues no quiero decepcionarte, pero las iguanas no mascan de ningún lado.

-¡¿QUÉ?! ¿Entonces millones de mexicanos hemos estado viviendo engañados?
– Así es, mira, te explico. Lástima que esto es por teléfono o si no te traía una de mis iguanas para que veas de qué te hablo. Las iguanas, por la manera en que están dispuestas sus mandíbulas y por la forma de sus dientes, no pueden mascar. Las iguanas utilizan sus dientes no para masticar, sino para trocear su alimento: arrancan pedazos a su alimento a un tamaño al que lo puedan tragar. Y luego, se pasan el trozo entero.

-¿Me estás albureando con eso del trozo entero?
-¡No, jaja! Es en serio. En algunos animales, los dientes están hechos para remoler, como nosotros. Pero las iguanas no remuelen y por lo tanto, no mascan. Sus dientes pequeñitos y afilados son para arrancar o rasgar su alimento. Yo como criador te aconsejo que si tienes una iguana, les des la comida como frutas o verduras en trozos pequeños, porque ellas no pueden remoler. Si es algo como hierbas o flores, se las puedes dar enteras y ellos ya la trocean al tamaño que quieran. Si ves que mueven varias veces las mandíbulas al comer, es porque están empujando hacia atrás el alimento para tragarlo, pero no significa que estén masticando. Te repito: ellas no mascan.

-Uh, pues gracias por rompernos las ilusiones. Jajaja, no es cierto, gracias por la mini entrevista.
-No, nada qué agradecer. Y saludos a todos sus lectores, yo no soy chilango, pero sí leo lo que publican.

Ya saben chilangos, otro misterio resuelto por su servilleta, @PaveloRockstar.

¿Qué otro misterio del habla popular les gustaría que aclaráramos? ¡Déjenlo en los comentarios! 

También lee:

¿Quién fue Chuchita? ¿Por qué la bolsearon?

Palabras cotidianas de origen prehispánico

¿Por qué decimos ‘ya me cayó el chahuiztle’?