La línea del coro (A chorus line)

Las historias de todo elenco segundón

Hace 36 años, el argumento de A Chorus Line era una estupenda idea: en 1975, cuando se estrenó en Broadway, revelaba las historias que escondía el elenco segundón de un musical, aquellos actores-bailarines que trabajaban arduo para que la estrella del show brillara sobre el escenario.

Hoy sus historias ya no son tan contundentes como entonces. No es novedad el
personaje gay que lucha contra los prejuicios y se dedica a su pasión. Ni la joven- promesa-fallida que decide retomar su carrera desde abajo –es decir, entre los chicos del coro–. O la bailarina cínica y desinhibida dispuesta a triunfar como sea. ¿Suena novedoso? Lo era en los setenta.

31311
(Luis Ortiz Vargas)

Ahora, la nueva producción de OCESA Teatro –con todos sus recursos tecnológicos de luz y escenarios móviles– realiza el milagro de resucitar esta vieja gloria de los musicales. Y sigue funcionando como relojito: números cantados y bailados que se alternan con las confesiones de cada uno de los aspirantes a trabajar en el nuevo show de Broadway.

¿La otra pieza clave de este revival? El conjunto de intérpretes que se han reunido en esta versión. Por muchos años, la producción de un musical en México fue un sueño guajiro. No teníamos los actores-bailarines-cantantes para sendos montajes. En los dosmiles, eso ya no es problema: el reparto hace su trabajo y lo hace de manera solvente.

Años han pasado desde el estreno de A Chorus Line en México en 1982: el panorama de los musicales es otro. María Fillipini (Sheila), Estibalitz Ruiz (Casey) o Rogelio Suárez (Paul) son los botones de muestra.

31312
(Luis Ortiz Vargas)

Comparado con otros musicales, tal vez la La línea del coro te parezca “antigüita”; Chicago o La Bella y la Bestia son difíciles de superar. Para mí, un solo número –literal– vale la pena el resto de la función: “Uno” (“One”), que no ha perdido el encanto de las grandes canciones de Broadway. “One singular sensation/ every little step she takes./ One thrilling combination/ every move that she makes./ One smile and suddenly nobody else will do./ You know you’ll never be lonely with you-know-who…”

La línea del coro

Concepción, coreografía y dirección original: Michael Bennet.
Libreto: James Kirkwood y Nicholas Dante.
Música: Marvin Hamlisch.
Letras: Edward Kleban.
Dirección y coreografía original reproducidas por Michael Gorman.

Centro Cultural Telmex / Teatro 1

Avenida Cuauhtémoc num. 19, esquina con Avenida Chapultepec. Ciudad de México.
Lunes 8:00 pm, jueves 8:00 pm, viernes 8:30 pm, sábados 6:00 y 9:00 pm y domingos 1:30 y 6:00 pm.
Orquesta VIP $650
Orquesta $575
Preferente 1 $475
Preferente 2 $250