Propuestas para contrarrestar el Hoy no Circula

Ojalá ALGUIEN de arriba lea esto...

En estos días hemos escuchado muchas quejas sobre el Hoy No Circula y hasta algunas discusiones, de ésas que no llegan a nada, sobre temas como si los automovilistas son malos, los peatones son buenos, el Gobierno no hace lo que debe o si la contaminación sólo se quita con la lluvia y el viento.

¿Pero dónde quedan las propuestas? El Hoy No Circula es una solución de 1989, ¿por qué no pensar en una solución de 2016? La tecnología nos ha dado avances como la conectividad permanente, el WiFi, los dispositivos móviles y otras maravillas que podrían evitar que, por ejemplo, todas las personas tengan que salir a la calle a la misma hora dirigiéndose a los mismos lugares.

Veamos ocho propuestas que podrían ser soluciones que lleven a la Ciudad de México a convertirse en el ejemplo de las grandes urbes del siglo 21. Señores gobernantes y patrones, pongan atención. Por favor, hagamos un ejercicio de imaginación y preguntémonos: “¿Y sí…”.

…impulsamos el home office?

Todos los días, millones de personas salen a la calle para dirigirse a una oficina donde, durante ocho horas, permanecen sentados frente a una computadora.

Si hoy con cualquier dispositivo móvil podemos estar conectados desde cualquier parte, ¿por qué no usarlos para trabajar y no sólo para criticar películas en nuestro Facebook?

Eso amerita un cambio de mentalidad en los jefes (esos que disfrutan tener a todos en una oficina convocando a interminables juntas nomás para ver a “su equipo”), modificar políticas de las empresas para medir resultados por objetivos y no sólo “checar tarjeta” para pagar la quincena y, sobre todo, que los empleados modifiquen sus conductas y tengan la responsabilidad suficiente como para no ponerse a trabajar únicamente cuando el patrón los esté viendo.

[Mientras eso pasa, lee: “7 formas de fingir que trabajas”]

Obvio no en todos los empleos se puede hacer “home office”, pero una buena parte sí podría, aunque sea unos días a la semana.

80709
(Foto: Cuartoscuro)

…aumentamos los espacios de coworking?

Está bien. No todos pueden trabajar en sus casas y un café de la sirena es caro o muy hipster para ellos. En los últimos años ha crecido la tendencia del coworking que, para quienes no tengan ni idea, son una especie de “oficinas públicas” donde trabajan diferentes personas compartiendo escritorios, internet y otros servicios, que además sirve para hacer nuevos contactos con personas que trabajan en otras áreas y empresas.

Así, alguien que no tuviera espacio o concentración para trabajar en su casa, podría chambear en un lugar de estos que le quedara cerca de su hogar.

También sirven para organizar juntas y pactar reuniones, para que los encuentros de negocios se hagan en lugares neutrales que le queden cerca a ambas partes.

¿El costo?, bueno, podría salir de lo que se ahorran las empresas en su operación o de lo que se ahorran los empleados en transportarse, visitas al Oxxo y en el amigo secreto.

…dejamos de ir todos a los mismos lugares?

En los 70, los periódicos de la época recogían quejas de vecinos de Polanco que no querían que se cambiara el “uso de suelo” residencial de esa colonia, ya que estaban llegando miles de oficinas y comercios para establecerse ahí.

En los 80, especialmente después de los sismos de 1985, las oficinas abandonaron las zonas tradicionales, como el Centro Histórico, para cooperar con el crecimiento de áreas como Lomas, y a finales de los 90 empezó a crecer la zona de Santa Fe. En todas esos nuevos desarrollos se construyeron grandes corporativos, centros comerciales y departamentos de lujo, pero se les olvidaron dos cosas: transporte público y vías de acceso suficientes.

[Lee: Razones por las que Santa Fe apesta]

Hoy, millones de personas llegan todos los días a esos lugares, generando grandes concentraciones de personas, ¿por qué todas las oficinas y todas las empresas tienen que estar en el mismo lugar?

Lo ideal sería que los corporativos estuvieran repartidos por diferentes zonas de la ciudad, aprovechando los espacios y evitando los “cuellos de botella” en el transporte público y en la circulación vehicular.

49483

…todos entramos a trabajar y a la escuela diferentes horas?

Las horas de entrada y salida fijas no son necesarias para todos los oficinistas, ¿o nadie de ustedes ha hecho “horas nalga” para esperar la hora de salida porque ya no tienen nada que hacer?

En una ciudad como esta, convocar a que todos salgan y regresen a sus casas a la misma hora genera problemas de movilidad, por lo que sería interesante pensar en horarios escalonados (¿hay alguna razón para que tooodos entren a las 9:00 y salgan a las 18:00?), incluyendo escuelas, comercios y servicios.

Los de Sistemas podrían entrar a las 8:00, los de Finanzas a las 9:00, los de Recursos Humanos a las 10:00 y así en adelante; lo mismo aplica para las horas de salida.

En las primarias y secundarias podría haber horarios ampliados, transporte obligatorio a cualquier hora y que las clases de karate, danza o matemáticas que toman los chavitos por la tarde se dieran dentro del plantel para evitar más traslados.

…la ciudad funcionara 24 horas?

Otra forma de evitar que todos salgan a la calle a la misma hora sería ampliar o cambiar los horarios de servicio de algunos rubros.

Por ejemplo, hay trabajo administrativo de bancos y comercios que podría hacerse durante las noches, además de las labores de carga, descarga e inventarios de los comercios, así como algunos servicios, como lavandería, peluquerías o gimnasios.

Para lograrlo, también sería necesario tener transporte permanente, así que el Metro, Metrobús y autobuses deberían funcionar día y noche (como sucede en otras grandes ciudades), además de tener servicios 24 horas de guarderías, soporte técnico, restaurantes o supermercados.

De esa manera, prácticamente se eliminarían las horas pico.

81507
(Foto: Audi Urban Future Initiative)

…se crean carriles exclusivos para autos con más de dos pasajeros?

Sí, compartir el auto es una buena solución para los problemas ambientales y de movilidad, pero eso no funcionará solamente con buenas intenciones, sino que se necesitan estímulos para lograrlo.

Por ejemplo, ¿qué tal si en las vías rápidas se crean carriles exclusivos para que los autos con más de tres pasajeros pasen primero? Así los autos en los que sólo hay una persona, tardarían más en circular y buscarán siempre con quién compartir su viaje.

También, ¿qué tal si en las oficinas sólo se permite el acceso al estacionamiento a los autos con más de dos pasajeros y los vales de gasolina se reparten sólo entre quienes hagan ese tipo de viajes compartidos?

¿Cómo harían que se cumpla esta medida? Pues con las mismas cámaras que usan para infracciones a quienes se pasan los altos o manejan viendo el celular.

…se impartieran más materias a distancia en las prepas y universidades?

No sólo los godínez hacen “horas nalga”: ¿en la universidad no has tomado alguna clase que bien podrías tomar desde tu celular? Además, cada vez hay más maestros que piden que las tareas se envíen por mail o alguna otra plataforma virtual, ¿entonces por qué hay que ir a calentar una banca en la que te pasas revisando tu Facebook mientras el maestro se avienta un monólogo de una hora?

Los planes académicos de prepa y universidad podrían incluir un buen número de materias a distancia, y con eso se formarían las nuevas bases de profesionales que sepan trabajar desde su casa u otra parte que no sea un cubículo. Hay que reconocerlo: ya hay algunas que lo hacen, ¿pero por qué no hacerlo en todas y con más materias? También aplica para las prepas.

 …se vuelve una regla trabajar cerca de casa?

Las personas que forzosamente deben trabajar en un lugar fijo, como los empleados de un supermercado, de una cadena de restaurantes o de algún banco, podrían laborar obligatoriamente cerca de su domicilio. Así se evitarán largos traslados y también mejorará su calidad de vida, sin contar que en algunas zonas estos servicios serían prestados por vecinos de los clientes, ayudando así a la integración de la comunidad.

Sí, muchos de estos puntos suenan a un sueño, pero hace 25 años decían que el No Circula no serviría o hace 10 había críticos que aseguraban que la Ecobici no iba a pegar. ¿Así que por qué no intentarlo?

¿Crees que puedas llevar a cabo alguna de estas propuestas?

Checa:

El Recodo hizo un “tributo” a Pink Floyd. Éste es el resultado.