José Clemente Orozco nació un 23 de noviembre de 1883 en lo que hoy es Ciudad Guzmán, Jalisco. Este importante pintor mexicano, que forma parte de ‘Los Tres Grandes’ junto a Rivera y Siqueiros, se convirtió en un referente del muralismo.

Su necesidad de retratar la lucha de la Revolución Mexicana en su arte es algo evidente. Los acontecimientos sociales y políticos de la época eran algunos de sus temas favoritos para representar en sus piezas.

josé Clemente orozco

Si algo destaca de sus obras es la gran carga expresiva de su interpretación de estos hechos, la cual hasta podría ser considerada cruda.

Esto lo convirtió en un hombre memorable dentro del mundo del arte nacional e internacional. En homenaje a su vida, carrera y aportación artística al país, te contamos seis datos que probablemente desconocías de esta notable figura.

Te podría interesar: 6 lugares para admirar los murales de Orozco en la CDMX

6 datos curiosos de José Clemente Orozco

1. Fue caricaturista

La mayoría de nosotrxs probablemente lo recordamos por su trabajo como muralista, pero tenía más de un talento. Su gran habilidad para el dibujo era innegable, por lo que durante la Revolución se unió al periódico ‘La Vanguardia’ como caricaturista e ilustrador.

Durante este tiempo tenía como jefe a nada más ni nada menos que a Gerardo Murillo, mejor conocido como Dr. Atl.

José clemente orozco

2. José Guadalupe Posada y su primer contacto con el arte

Su primer acercamiento al arte fue gracias a la persona que le dio vida a La Catrina. Con tan solo 7 años, él y su familia se mudaron a la Cd. de México. Su nuevo hogar se encontraba muy cerca de una de las imprentas en las que trabajaba Guadalupe Posada. Sus grabados llamaron su atención y lo inspiraron a seguir su vocación.

3. Perdió una mano

Pocos saben que a los 21 años estuvo involucrado en un accidente con pólvora, por lo cual perdió la mano izquierda. Esto nunca fue impedimento para que Orozco se dedicara a su más grande pasión.

4. Pintó el primer mural mexa en EU

Hoy el arte de Orozco lo podemos encontrar en espacios capitalinos como el Palacio de Bellas Artes, el Museo Soumaya, el Museo Nacional de Arte, entre otros. Sin embargo, su trabajo también llegó a otros rincones del mundo como al Pomona College en California.

En 1930 lo convocaron para que en esta institución hiciera algunas piezas para sus instalaciones. ‘Prometeo’ nace como producto de este encargo y se convierte en el primer mural de Estados Unidos realizado por un mexicano.

Checa también: Aurora Reyes, primera muralista mexicana que pintó las paredes de la CDMX

5. Estudió dos carreras

Él amaba la pintura y por eso se convirtió en uno de los alumnos más destacados de la Academia de Bellas Artes de San Carlos. Sin embargo, el muralista también se formó en otra área profesional. Debido a presiones familiares, estudió para perito agrícola en la Escuela de Agricultura de San Jacinto.

6. De México a Nueva York

En 1940 lo invitan a hacer una obra en vivo en el Museo de Arte Moderno de Nueva York como parte de la exposición ‘Veinte siglos de arte mexicano’. El mural titulado ‘Bombardero en picado y tanque’ fue una crítica a la Segunda Guerra Mundial.

Ahora ya sabes más acerca de quién era José Clemente Orozco y cuáles fueron algunas curiosidades que lo llevaron a ser el enorme artista que hoy recordamos.

Mira acá: 7 obras de Diego Rivera que están en la CDMX