¿Dónde recargaríamos la batería del cel?

¡Que no se te acabe la pila!

La población de teléfonos celulares está creciendo de forma viral. En realidad, ya son muy pocas las personas que no cuentan con un dispositivo móvil. La adicción está creciendo día a día y ahora muchos conocemos más la coronilla de nuestros amigos, que el propio rostro, porque siempre tienen el cuello inclinado hacia abajo y las manos ocupadas en su celular

Pero, aceptémoslo, todos amamos nuestro celular, al grado de que nos sentímos incompletos sin él. Ya es como una extensión de nuestras vidas. Lo único malo es que siempre se queda sin pila y, generalmente, en el peor de los momentos: cuando no traes dinero, cuando te pierdes o, peor aún, cuando peleas con tu pareja. ¡Pff!

Por eso, bueno en realidad no es por eso, pero el punto es que pronto habrá más estaciones de recarga de batería para celulares en la ciudad, y nosotros pensamos en los lugares donde realmente hacen falta estos centros de recarga.

Aquí la lista, opinen, comenten y aguas con la pila.

– En los baños

Sería ideal, cómodo y muy útil que hubiera estas estaciones en los baños. Nada mejor que recargar la batería de tu celular mientras descargas… el estrés, o alguna nueva app en el lugar del rey.

– Bares y antros

A todos nos ha pasado que en plena fiesta se termina la pila del móvil, y entramos en una crisis existencial mejor conocida como “paranoía surgida por la mala copa y la ansiedad de estar incomunicado con el resto del mundo”.

– Estaciones de Metro y Metrobús

El ajetreo del día a día, los molestos ruidos de la ciudad y los olores sospechosos que emanan de estos sistemas de transporte colectivo provocan que los pasajeros aprovechen cualquier pretexto para escapar y usar sus móviles para lo que sea que los distraiga. Pero la fantasía se va cuando se termina la pila y regresamos a la realidad. La verdad estaría buenísimo que pudiéramos recargar la batería en los andenes.

– Conciertos y Festivales

Piénsenlo: antes de ir a cualquier concierto, festival, toquín, o lo que sea, usan el celular para ponerse de acuerdo con los amigos. Una vez dentro, lo usan para tomar fotos o para grabar video –por favor, no lo hagan, acá ya hablamos de eso– y cuando se termina la pila parece el fin del mundo.

– Centros Comerciales

Es el paso más lógico para presentar estos centros de recarga. La verdad sería más útil para los hombres, ya que mientras las mujeres pasan mil horas escogiendo ropa, nosotros jugamos en el celular o tuiteamos mientras le decimos a nuestra pareja que se ve guapa con todo. Pero nomás se termina la pila y todo se derrumba. Tenemos que aguantar pasarela de 2 horas…

– En las escuelas

A veces, las clases se pueden convertir en el peor martirio del mundo y el celular en una gran herramienta de diversión: ya sea para mandar whatsapps, o para escapar de ahí. De cualquier forma, tener pila en el celular es de vital importancia para sobrevivir en la escuela. 

– Centros de diversión para adultos

Exacto, hablamos de esos lugares donde vemos hacer piruetas dignas de las olimpiadas a mujeres con poca ropa, o a hombres con estómago de lavadero bailando al ritmo del danzón. La verdad es que con tanta diversión, luego se nos olvida que no traemos pila y ya no vemos qué hora es, y pues ya no llegamos a casa… Lo que resulta en matromonios rotos y mucho drama. Todo esto se calmaría con una mínima recarga pa’l cel.

– En las esquinas

Lo ideal sería que hubiera de estos dispotivos en cada esquina, como teléfonos públicos. Así llegas, recargas tu cel y sigues con tu vida. Lo malo es que si hubiera de estos en espacios públicos, no faltaría el gandallita que querría hurtarnos nuestras pertenencias.