que-es-lo-mas-extrano-que-has-traido-en-tu-bolsa

9 de febrero 2015

¿Qué es lo más extraño que has traído en tu bolsa?

Con información de: Hugo Juárez

Les preguntamos a nuestras lectoras en nuestro

Facebook qué ha sido lo más extraño que han guardado en sus bolsas. Las respuestas vaya que nos sorprendieron, y no es para menos: la bolsa de una mujer es casi la entrada a Narnia.¡Y es que aceptémoslo! A veces cargamos con objetos que no son necesarios, pero como bien dicen por ahí: “Mujer prevenida, vale por dos”, y en este caso las respuestas que más nos sorprendieron fueron éstas:- Una patona de tequila- El aparato auditivo de mi abue y su prótesis dental- Los vasos y ceniceros del antro para el after- Un cuchillo y un martillo- El tejolote del molcajete- Un 8 pack de chelas, hamburguesas y papas para entrar al cine- Un salero pequeño, dos limones, dos chiles serranos verdes, por si la comida de un lugar está muy desabrida- Un sandwich de huevo que saqué 15 días después y que ya estaba verde- Pañales sucios y playeras vomitadas- El cordón umbilical de mi hijo- Una serpiente muerta- Piedras, para pegarles a los asaltantes- Unos limones (cuando estaban súper caros y en ningún lugar te daban)- Llaves Allen y dildos- Un suavitel y desarmadores… por si las moscas- Huesos humanos, para una clase de anatomía- Siempre traigo un sacacorchos, para lo que se pueda ofrecer- Un dildo con caca- Tijeras de pollero, calzones sucios y viagra- Unos chones, y hubo un tiempo que cargué un desarmador por aquello de la paranoia colectiva- Un pañal usado como tres días y, ¡uf!, definitivo olía mal- El micrófono de un karaoke (¡peda mil, jajajaja!)- Piedras y una panti, por si se ofrece- Un martillo y sogas- Un conejo muerto- El control remoto de la tele que tenía buscando días- Calzones sucios y tortillas: pasaron días para que me diera cuenta- Una torta de tamal que llevaba como una semana hasta que me di cuenta- El asiento de una bicicleta y limones para las micheladas- Cloro para desinfectar los baños públicos- El control de la tele en lugar del celular- El vibrador… jejeje- Un chamorro con todo y plato- Una licuadora- El teléfono inalámbrico de mi casa- Unos calzones con olor a amor de mi novio- Comida para los perros y gatos de la calle- Ácido clorhídrico, para las pruebas de laboratorio- Muestras de sangre de pato, bolsitas con popó de oveja... soy veterinaria, jejeje- Una caguama- Siempre traigo una navaja de McGyver- El respaldo de una silla: fue una súper pedota y no lo puedo explicar :(- Siempre llevo un aguacate- Traigo desde una nariz de payaso, una lámpara y paliacate, hasta curitas- Cuando eres mamá cargas de todo, desde pañales sucios, hasta los biberones que cuando los sacas están a punto de explotar- Un kit bondage con esposas, sogas y hasta el disfraz de poli (mi bolsa no tenía cierre y mis “juguetes” estuvieron expuestos a la vista de varias personas)

¿Cómo les quedó el ojo? Seguro tienen anécdotas y más cosas para contarnos, éntrenle y coméntenle aquí abajito.

la-ciudad-del-mezcal-mezcalerias-chilangas-para-enfiestar-sabroso

La ciudad del mezcal: mezcalerías chilangas para enfiestar sabroso

Cuatro de las más importantes mezcalerías en CDMX –por antigüedad, oferta o influencia- y una nueva que va que vuela a ser favorita.

Bares y antros

NUESTRAS REDES SOCIALES

+
+