Organismos Oníricos: Nueve Vidas y Rimiyoho en Mutek

El productor de productor de electrónica especializado en sintetizadores análogos y el artista visual e ilustrador estrenan show audiovisual

Organismos Oníricos
Cortesía de los artistas

Quienes me conocen saben que Mutek.mx es mi festival consentido de los que suceden en la ciudad. Varixs amigxs bromean diciendo que es “como mi navidad”. Y tienen razón. He ido a cada una de sus 14 ediciones anteriores —a dos de ellas como parte de su equipo—, y no pienso perderme sus XV. En máspormás y Chilango ya hemos sugerido varios de los imperdibles —al final de estas líneas vienen varios de ellos, aunque la verdad, yo no me perdería el festival entero—, y aprovecho estas líneas para sugerirles uno más: el show audiovisual que estrenarán Nueve Vidas y Rimiyoho en Mutek.

Nueve Vidas es un productor de electrónica (Luis Trasto) que se especializa en tocar con sintetizadores análogos. Rimiyoho es la personificación de un artista visual e ilustrador (Fernando Sica) que utiliza una herramienta digital llamada tagtool para crear piezas visuales animadas en vivo. Ambos se conocieron hace unos meses gracias a la intervención de la gestora cultural Tai La Bella Damsky, quien los presentó y de inmediato comenzaron a trabajar en un proyecto conjunto. En eso estaban cuando llegó la invitación a Luis para tocar en Mutek. Entonces le propuso a Fernando que hiciera los visuales. Y comenzaron a trabajar en “Organismo oníricos”.

Nueve Vidas ya había trabajado previamente en formato audiovisual con Ze Effect, una programadora con una estética digital impecable. “Todo lo trabaja en programación y hace cosas increíbles”, cuenta Luis. “Su trabajo es hermoso y su paleta de colores tiende más a colores fríos, grises, negros”.

En el caso de Rimiyoho, siempre ha estado vinculado su universo visual con la música. “Desde el inicio he colaborado con músicos”,  cuenta Fernando, “empecé pintando en vivo junto con mi amigo Arturo Vieyra, que hacía música electrónica, y desde entonces decidí que eso es lo que quería hacer”. Hasta ahora ha colaborado con Abril en México —Abril Ruiz—, Leika Mochán, Peach Melba, Macross 82-99, Gio Chamba o La ByT Band de Oaxaca, entre otros.

A Rimiyoho le gusta ver su trabajo similar al de un músico que puede improvisar en el momento, como haría un músico, pero con colores y formas en movimiento. “Valoro mucho poder generar visuales en tiempo real de la misma forma que los músicos generan melodías”.

Para referirse a “Organismos oníricos”, nos lo presentan como un show audiovisual que nos trasladará a mundos oníricos, naturalistas y místicos, tres elementos que uno creería lejanos al universo de los sintetizadores y lo digital.

Pero Nueve Vidas es experto en hacer expresar calidez y emotividad a los sintetizadores. De hecho, cuando Rimiyoho conoció la música de Trasto enseguida le pareció que su trabajo tenía en común algunos conceptos, como lo orgánico, lo ambiental y lo etéreo.

“Tanto su música como los visuales que trabajo”, explica Rimiyoho, “se van desarrollando lentamente; la construcción de patrones sencillos terminan por ser algo mucho más complejo. Creo que el trabajo de ambos vibran de la misma forma, y así es como aterricé visualmente su música con la creación de mandalas orgánicos que bien podrían ser microorganismos, corales o formas de vida imaginarias que flotan entre plantas y flores”.

“Organismos oníricos” sucederá el sábado 24 a las 20:30 en el escenario C del Nocturno 2 de Mutek.mx.

Otros actos que se presentarán en Mutek:

Jesús Pacheco
Ha compaginado literatura, música y periodismo desde sus días universitarios. Ha sido columnista de asuntos musicales en el diario Reforma, Afterpop y en Noisey. Tiene dos libros de ficción publicados: La sonrisa del gato Félix y Un hombrecillo en mi cabeza, escritos con sendas becas del Fonca y menos musicales de lo que desearía. Actualmente es editor general del diario máspormás.