Crepas y café para ver la película

Crepas

Después de las palomitas, este platillo es de los consentidos para entrar a la sala de cine. En todos los complejos encontrarás saladas y dulces.

Georgina: Ya sea que la pidas con jamón y queso o con nutella, todas tienen una apariencia espojosita. Su color no es pálido, más bien la sirven con un tono doradito y gracias a esto al momento de morderla es ligeramente crujiente.

Héctor: Este es otro producto muy recomendable. La masa sabe rica, los ingredientes son de calidad, sabrosos y vale la pena como alternativa al hot dog y golosinas. La de jamón con queso y nutella son muy recomendables.

Hugo: Recomendadísima la de jamón con queso, pero sobre todo la de nutella, que es un clásico, me encantó. Por supuesto, no esperes que con esto quedes satisfecho. Es simplemente un antojo que te servirá para pasar el rato.

Vero: Siempre prefiero una crepa dulce, pero le di oportunidad a las saladas de Cinemex y no me decepcionaron, la que probamos de jamón con queso estaba muy rica, llenadora, incluso la masa se llevaba bien. Una gran calibración de ingredientes para disfrutar de la película. Aunque no quiero dejar de mencionar la de zarzamora con queso crema, que me decepcionó porque la sentí seca, ojalá le pusieran un poco más de ingredientes.

Frappé

57590Así ofrecen el frappé.
Así ofrecen el frappé. (Cortesía Cinemex)

La sección de café fue de las primeras en los complejos Cinemex. Hay gustos para todos, pues como buena cafetería tiene bebidas calientes y frías.

Georgina: A pesar de tener una buena consistencia, el sabor a café es casi nulo. Al usar granos traídos desde Chiapas, el sabor debería de apreciarse más. Además para realzar el sabor, también ayudaría que la crema batida fuera un poco más dulcecita.

Héctor: El frappé me pareció insípido aunque un punto a favor es que el café con el que lo preparan es de Chiapas, pero no es algo que compraría ahí para disfrutar del cine, ya que hay cafeterías que tienen mejores cafés.

Hugo: Pasó por mi paladar sin pena ni gloria. Lo “bueno” es que no sabe mucho a café. Y digo “bueno” entre comillas, porque personalmente no puedo tomar café por cuestiones gastrointestinales. Por eso este frappé no me hizo nada de daño y lo disfruté.

Vero: El frappé no es el fuerte de Cinemex. Creo que las cadenas de café nos tienen acostumbrados a un sabor intenso, incluso en su crema batida, cosas que no encontré en la versión que el cine ofrece.

Dale clic a siguiente y checa más opciones en el menú.