Cuando Hachiko conoció a Frida: un homenaje de Japón a México

En CDMX ya hay una iniciativa formal para que Frida y otros perritos rescatistas tengan su estatua

hachiko-y-frida-portada
Foto: @WorldMeetsJapan

Casi todos los chilangos conocemos la historia de Hachi, el perro akita japonés que murió esperando el regreso de su dueño y que inspiró una estatua que reposa a la salida de la estación Shibuya de Tokio. Pero ahora estás por saber cómo las historias de Hachiko y Frida, la ahora célebre perrita rescatista mexicana, se han unido.

Una delegación de rescatistas nipones (todo nuestro agradecimiento sincero para ellos) partió la noche de este lunes de regreso a su país, después de prestar su invaluable ayuda en las labores de rescate y remoción de escombros tras el sismo del 19 de septiembre que azotó a Ciudad de México.

Todo indica que la historia de Frida, una labrador de 6 años que ha rescatado a 52 personas en todo México a lo largo de su carrera, también ha cautivado a los japoneses y, para muestra, esta imagen en la que la estatua de Hachi, símbolo de lealtad para todos los habitantes de Tokio, porta un chaleco con la palabra «Marina», muy parecido al que Frida usó durante sus labores en las zonas de desastre.

Banderas mexicanas, frases de aliento y de reconocimiento y otras muestras de solidaridad han aparecido en Japón y nuestro corazón chilango está que no cabe de emoción y agradecimiento.

La heroína Frida ha generado un montón de homenajes de todo tipo, como tazas, camisetas y hasta tatuajes. Los puedes ver en esta liga.

hachiko-y-frida-2
Foto: @WorldMeetsJapan

Como sabes, en redes sociales circula una iniciativa ciudadana para que en nuestra ciudad se erija una estatua en honor a todos los perros rescatistas que contribuyeron al hallazo de 69 personas con vida de entre los escombros que quedaron en colonias como Condesa, Roma o Del Valle tras el temblor del martes pasado.

Parece que Hachiko y Frida pronto tendrán otra cosa en común.