Escápate el fin de semana a Huamantla

Terminó la época de lluvias en Huamantla y aunque a veces el clima se pone un poco frío, te compartimos por qué debes darte la oportunidad de visitar, al menos una vez en tu vida, este Pueblo Mágico en Tlaxcala.

Las antiguas haciendas que fabricaban pulque, las artesanías de los indígenas locales que mantienen viva su cultura y las iglesias que tienen más de 400 años en pie, son de sus principales atracciones. 

Cómo llegar 

Tan sólo a dos horas y media del DF. A Huamantla llegas por la autopista a Puebla y desvíate por el Arco Norte hacia la carretera a Tlaxcala. Salte en la rampa hacia Apizaco y sigue los señalamientos hasta Huamantla. $169 en casetas en el viaje de ida. 

Dónde dormir 

Hotel Centenario. Tiene una buena ubicación justo a un costado de la Catedral de la Virgen de la Caridad y gran servicio básico a precios accesibles. 

Qué hacer 

Visita una histórica hacienda. Si quieres probar la esencia de Huamantla, la Hacienda Tecoac es el lugar correcto. La gastronomía de la región consiste en el famoso chilatole, hecho con granos de maíz y masa, los escamoles, los huauzontles, el huitlacoche, los tlatloyos. Por supuesto los mixiotes, los tamales y el mole. 

Si lo que quieres es saber de pulque. La hacienda pulquera de Soltepec es la ideal para mostrarte esta actividad centenaria, que le dio gran relevancia a Huamantla en la época de la Conquista. Incluso tiene un Spa para que te consientas como se debe. Aquí encontrarás también el Museo del Pulque. 

Para descansar. Te proponemos la hacienda La Laguna, un lugar mágico en el que podrás hospedarte, dar paseos en caballo y probar las delicias culinarias de su restaurante. 

En el Museo. Para disfrutar de una de las colecciones más impresionates de títeres, busca el Museo Rosete Aranda, la famosa compañía de títeres de los hermanos que surgió en el siglo XIX como una joya en la actualidad de Huamantla.

Este es un Pueblo Mágico gracias a todo lo que ya mencionamos y a que en sus festividades religiosas, los pobladores hacen alfombras de aserrín con espectaculares diseños y cuentan con una réplica en relieve del Códice de Huamantla muy bien conservado. 

Visita la Catedral de la Virgen de la Caridad y la Parroquia de San Luis de Toulouse para completar tu paso por esta región de Tlaxcala.