Come como rey en Mérida, Yucatán

Hay que decirlo: este destino es para omnívoros

dónde comer en Mérida

Antes de decidir dónde comer en Mérida, considera esto: 1) Mérida es para omnívoros. Hay que entrarle sin reservas a la carne, la grasa y las especias (estómagos pazguatos: absténganse). 2) aquí siempre hace calor, mantén en el radar los puestos de aguas frescas (horchata, chaya, lima… ¡uf!).

Para empezar, lo familiar: cochinita pibil en Wayané (Calle 15, 92 E, Itzimná). Mejor ve más allá con el taco de castacan –cerdo crujiente–. Después, un antojo entre comidas: sorbete de coco en Colón (Calle 56, no. 474-A, Centro), marquesita callejera o torta de lechón en cualquier mercado.

dónde comer en Mérida
Foto: Margot Castañeda

El plan fancy está en Néctar (Andrés García Lavín, 334, San Antonio Cucul). Tip: cebollas negras con tempura de recado negro y mayonesa de xcatic. Pide dos. Aunque lo mejor es el botaneo cantinero. Esta ciudad inventó el sistema: más bebida = mejor botana, así que conviene pasar una tarde en alguna de las 150 cantinas del Centro, con panuchos y papadzules, entre brindis de xtabentún, chela y pox.

La mejor curacruda está en el mondongo kabic –pancita yucateca– en el Mercado Lucas de Gálvez (Calle 65 A, Centro) y la despedida en la rosca brioche de Panadería Tere Cazola. Cómprala en el aeropuerto y cómela antes de desempacar en casa.

dónde comer en Mérida
Foto: Margot Castañeda

También checa: Descubre a qué sabe San Miguel de Allende

Dónde comer en Mérida, consideraciones

Todas las cantinas cierran a las 10:00 de la noche.

Dónde comer en Mérida, tips

Pib signica horno de tierra; xpelón, frijol, y salbute se pronuncia «salbút». Checa el vocabulario de comida yucateca.

dónde comer en Mérida
Foto: Margot Castañeda

Dónde dormir en Mérida

Plan caro

Hotel Hacienda Mérida VIP, de estilo colonial, con balcón privado, acceso a la alberca y sábanas de algodón de hilo egipcio de 600 hilos. $4,250 por noche, aproximadamente.

Plan barato

Casa Akbal, Bed & Breakfast, en el centro de Mérida, Calle 78, 498-B, Centro. Habitaciones para dos o cuatro personas, $692 por noche.

Si buscas más destinos para comer como rey, checa: Puebla, destino gourmet a dos horas de Ciudad de México