Así se puso la expo de las armaduras de los Caballeros del Zodiaco

¡Dame tu fuerza Pegaso!

Una fila de más de 100 personas esperaba turno para entrar a la Galería Tamashii Nations, en Expo Reforma: es la segunda vez que en nuestro país se presentan prototipos originales, figuras de colección y armaduras de tamaño natural de los Caballeros del Zodiaco. La gente esperaba emocionada para ver esta exposición traída directamente desde Japón. 

Nos preguntamos por qué tal fascinación por ver a Pegaso, Tauro, Libra y lo nuevo de Gokú, Sailor Moon y compañía. Lo cierto es que el ánime en nuestro país dejó de ser un segmento exclusivo para nerds, otakus y chicos obsesionados. Esos sábados en la mañana en los que nos sentábamos a ver Saint Seya dejaron marcada a toda una generación, y de hecho nos sorprendió ver familias enteras, esposos, parejas de noviecitos y gente especializada que hasta tomaba nota de lo que veía. 

88764Meteorix
Meteorix

La expo

¿De qué se trataba realmente este evento? La manera más sencilla de explicarlo es pensar que se trataba de la sala de un museo de ánime japonés, trasladada a nuestro país. Todos los sets de figuras, el diseño de muebles y la manera de distribuirla fue autorizado desde Japón. Es una exposición que va moviéndose de país en país, como nos lo explicó su organizador Carlos López: “Fue un gran esfuerzo traer estas piezas a México. Llegaron por barco hace unos días y tuvimos que ser muy cuidadosos en su traslado. Hay quien me pregunta por qué no trajimos más armaduras de otros caballeros: simplemente porque no hay. Son piezas únicas. Tenemos hasta un autógrafo original especialmente para esta expo por Go Nagai, creador de Mazinger Z“. 

Una de las asistentes era Kenia Rojas, una chica de 14 años que comenzó su pasión por los Caballeros del Zodiaco por culpa de su papá Sebastián: él veía esta serie en la televisión abierta cuando era adolescente, aunque confiesa que los nuevos capítulos y sagas tienen personajes que le resultan desconocidos. Kenia es súper fan y ya involucró a su mamá Isabel que nos dijo: “yo le digo a mi hija que le escriba a Masami Kurumada”. Nosotros pensamos que cuando una mamá sabe quién es Kurumada, algo raro pasa en esa familia ¡ja! 

Un caso similar es el de Emiliano, de 7 años. A su corta edad, este pequeño sabe más de Mazzinger Z, Afrodita y Boss que muchos de nosotros, gracias a que su papá Said le inculcó el gusto por el ánime, hacer genkidamas, elevar su cosmos y luchar contra robots malvados. Platicamos también con Deyanira, una chica de 19 años que llevó arrastrando a su novio Arturo. “Soy súper fan de Saint Seiya, veo todo lo que se puede en YouTube”. 

88762Mazinger Z
Mazinger Z

El coleccionismo en México ha evolucionado

Lo que rifaba en este evento eran las selfies: salieron los celulares, las tablets y toda clase de cámaras digitales (¡hasta las abuelitas querían su foto con las armaduras!). Norton Hampl, un miembro del staff nos platicaba que la intención de todo esto es hacer un evento alejado de las convenciones de ánime a las que estamos acostumbrados: “Aquí la gente viene a una expo muy profesional, que nos llevó mucho tiempo organizar. El diseño de cada panel se hizo en México pero siguiendo las directrices de Bandai, estamos muy orgullosos del resultado. Y esperamos que se haga más seguido, aunque como se tiene que programar, resulta un poco difícil”. 

Y es que hubo un tiempo en el que en México los productos que se encontraban eran las copias latinas, ensambladas en Brasil. Hoy el mercado cambió: se traen directamente de Japón y los coleccionistas saben exactamente cuándo salen los sets en México. Moisés Martínes, staff de la tienda Capital 8 nos platicó que hay coleccionistas que apartaban toda la nueva serie de Dragon Ball de una sola vez: con un costo de 1000 pesos por pieza es una buena inversión. “¡Y hay algunos obsesionados que compran 3 piezas iguales: una para guardarla, otra para revender y otra para exhibirla en sus vitrinas!”. 

Nos quedamos con una buena sensación de esta galería: acostumbrados a ver convenciones de Manga en las que te venden fideos en vasitos de unicel o gorritos de Totoro, ver a estos personajes montados como en museo es un aliviane. Desgraciadamente no todos lo entendieron así y había algunos quejosos. Uno de ellos, Juan Carlos de 28 años, que protestaba porque las piezas no se podían tocar (¿?) y que hubiera preferido más cosas de Dragon Ball que de Mazzinger Z “porque eso es muy viejo” ¡que Afrodita lo perdone!

88763Anime
Anime

¿Ustedes se lanzaron a esta expo?

[10 caricaturas ideales para hacer su película live action]

[Extreme Makeover de caricatura]

[¿Eres generación Caballeros del Zodiaco? Da clic aquí]