Guillos

Guillos
Foto: Joseph Dominic

Este bar y merendero es el nuevo proyecto de Ink Inc, el espacio que empezó como un estudio de tatuajes en la Condesa y que más tarde se convirtió en un montón de cosas, entre ellas, una plataforma de contenidos editoriales. Guillos se integra a la oferta nocturna del centro comercial Barrio Alameda, en el que ya están Cancino, Butcher & Sons, La Azotea y mezcalería Mundana.

Durante el día ponen música mexicana (Lila Downs y Chavela Vargas son las habituales) y en las noches se escucha música electrónica y pop. Los días de fiesta son los viernes y los sábados, en los que presentan a djs mexicanos. Al estar ubicados en un local de la planta baja, prácticamente toda el área común se vuelve una gran pista de baile rodeada de un hermoso edificio art déco. Los djs regulares son Gil Cerezo, BBY Jss, Meketrefe o los de Sicario, aunque suelen estar abiertos a nuevas propuestas.

En su menú de comida hay platillos mexicanos del recetario familiar de uno de los socios: cochinita pibil, guacamole, tacos de bistec con chorizo, torta de chile relleno, costras, y unas increíbles chalupas poblanas de cerdo que no hay que perderse por nada. La decoración, inspirada en las torterías y taquerías más antiguas del centro, estuvo a cargo del estudio Atemporal. La barra de azulejos blancos y la iluminación son dos claras referencias a esos locales icónicos.

Los precios son bastante accesibles, pero todos los días tienen una promoción de 18 a 20 h en la que ofrecen dos tacos y dos cervezas por $120. Su propuesta es de coctelería clásica, tragos largos, mezcal, cervezas y margaritas. También tienen shots en los que sólo mezclan destilados. Numerados del uno al cinco, el favorito es el número dos (licor de fresa, whisky y vodka).

Un supertip: todos los locales de Barrio Alameda que están en planta baja comparten carta. Si llegas con antojo de una torta de chile relleno, pero te quieres tomar un coctel de Mundana, lo puedes hacer. Los responsables de los locales se dieron cuenta de que era una buena manera de hacer comunidad, apoyarse entre ellos y de dar más opciones a los comensales.