Aristegui desde Casa Lamm

Periodismo Exprés

Twitpic

Durante el mensaje llamó a Joaquín Vargas, empresario responsable de MVS Radio, a restituirla en su puesto cumpliendo dos condiciones: retirar el comunicado enviado por la empresa en donde se le acusa de violar los "códigos de ética" de la misma, y publicar un nuevo boletín donde se constate su probidad profesional.

Ahí nomás, para que le tiemblen las piernitas a Vargas frente a la voz matutina más escuchada de la radio.

32606Aristegui en Casa Lamm
Aristegui en Casa Lamm (Twitpic)

Escucha la conferencia aquí.

[player:url=http://www.chilango.com/media/2011/02/09/aristegui-en-casa-lamm.mp3&credito=ConferenciadeprensaCasaLamm&titulo=CarmenAristegui] 

Sobre el origen del escándalo que terminó por correrla, donde la comunicadora formuló al aire ciertos cuestionamientos sobre el supuesto alcoholismo de Felipe Calderó, Aristegui dijo:

"Era una simple formulación de una pregunta valida. La sociedad mexicana tiene derecho a saber. No rectifico ni me disculpo porque no tengo nada de quédisculparme. Lamento que el presidente y su familia se hayan sentidoofendidos […] Qué clase de democracia es esta, que por uncomentario editorial contra el presidente se le corta la cabeza a quienhabló”

Inteligentemente, pues, dejó la bolita a quienes la crearon: a las altas cabezas de MVS…. 

(O de Presidencia, a saber)

Quotes trascendentes:

  • "…Había ahí ya una historia qué contar a nuestras audiencias. El comentario editorial cerraba diciendo que el tema y dada su exposición pública –a través de la manta de los legisladores– merecía una respuesta seria, formal y oficial de la propia Presidencia de la República. La Presidencia no respondió a la periodista. De inmediato, exigió a los dueños, que no a la periodista, una disculpa pública inmediata por la tremenda osadía".
  • "La sociedad mexicana tiene derecho a saber con certeza –sin ofensas, sin caricaturizaciones– sobre las condiciones de salud de quien ha tomado y seguirá tomando todos los días decisiones gravísimas que impactan sobre el destino de una nación".
  • "No rectifico ni me disculpo, porque no tengo nada de qué disculparme. Lamento que el Presidente y su familia se hayan sentido ofendidos”.
  • “La Presidencia tendrá qué hacer una valoración de lo ocurrido y aceptar que tenemos derecho a preguntar”.
  • “¿Qué clase de democracia es ésta que por un comentario editorial contra el Presidente se le corta a la cabeza a quien habló?”.
  • “No hay pregunta prohibida, no hay pregunta tonta y hay que hacerla aunque sea por última vez”.

Más información aquí.