Revista Chilango

Las 52 mejores cantinas botaneras

Noviembre 2014

SUSCRÍBETE AQUÍ A LA REVISTA

Síguenos en:

Consejos sexuales para un jugueteo seguro

No todo lo que vibra es oro...

10 de marzo de 2013
Por  Nancy Martinez   

Es cierto que muchos recomiendan meterle diversidad a la vida sexual. Eso de saberse de memoria los movimientos del otro ya no significa un desafío para muchos (en realidad hasta podría resultar aburrido). Entonces recurrimos a otras técnicas: fantasías, cambiar el lugar de los hechos, o bien, compramos dos que tres juguetes sexuales para tener de nuevo las ganas de arrancarle la ropa al sujeto en cuestión. 

Momento.

No todo lo que vibra es saludable... Con eso de que los fabricantes quieren que los juguetes sean más flexibles o novedosos, muchos le meten cuanto químico se les cruce. Las consecuencias para quienes los mantienen en otras partes que no son las manos, pueden llegar a ser bastante dañinas. Bueno, tampoco es como para que se tiren al drama, mejor lean los siguientes consejos y pónganlos en práctica:

Ftalatos

Este químico tiene el chistecito de convertir un plástico que se llama cloruro de polivinilo (bastante duro) en un material más flexible. Punto a favor: uno siente como si el material fuera de a de veras... pero el punto en contra son las graves consecuencias que tiene.

Para que te des un quemón: Este químico se utiliza en el volante, en la palanca de cambios y en el freno manual de tu coche. Simón, es bastante duradero, pero no como para andar jugueteando por esos rincones escondidos. Este material a la larga aumenta la posibilidad de desarrollar cáncer testicular, así que lo mejor es leer las letras chiquitas de la caja de tu próximo vibrador para cerciorarte de que no lo contenga.

Nonoxinol-9

Ojo con éste. A veces se le abrevia como N-9. Se vende para limpiar los juguetes sexuales, o como lubricante espermicida. Pero no, no manchen, ni por error lo usen. Prácticamente les remueve la piel. Sí, así, de plano. Es un corrosivo que ha causado bastante dolor en quienes lo han utilizado. De hecho, hubo publicaciones donde se exponía el uso de lubricantes que contenían este componente. Por ahí del año 2000 se utilizaba para prevenir (erróneamente) el VIH; sin embargo, su uso aumentó la incidencia de contagio. Sí, en aquellos tiempos se utilizaba como detergente para 'eliminar' el virus. Háganme el chiflado favor. Obviamente después de utilizarlo y causar severos daños cervicales en las mujeres, ellas se contagiaban del virus por tener sexo sin la protección adecuada. 

Anal-Eze

¿Ubican las bolas chinas? Bueno, este lubricante hace que las maniobras con ellas sean un poco más amables y no te agarren tan de golpe y porrazo. La cosa es que se descubrió que este gel desensibilizante y dilatador contiene glicerina. Pero, a ver, ve al baño, toma tu jabón en gel y ve lo que contiene. Ajá, glicerina. Si lo frotas (obviamente) va a generar espuma, la cual te viene a partir la mandarina en gajos si te la aplicas para 'facilitar' el paso de un aparato por 'Detroit'.

Ahora ya saben que si van a comprar algún juguete o algún lubricante, primero cerciórense de que no contenga lo que ya les expusimos. ¿Quieren saber qué es lo que pueden hacer para tener diversión sana sin perder el encanto de lo que viene siendo la novedad? Léanse estos consejitos:

Sexo sano

1. Evita lubricantes con azúcar, colorantes artificiales y sabores. Sí, todo esto contiene glicerol, un químico de sabor dulce que a la larga produce infecciones en las mujeres por la irritación que provoca.

2. Ok, eso que nos dijeron de utilizar crema batida y chocolate para convertir tu vagina en un sundae es un error. Volvemos al mismo tema del azúcar y sus implicaciones.

3. Por favor, no uses aceites en aquellas zonas. Opta por los lubricantes hechos a base de agua. 

4. Siempre ve a hacer pis después de tener sexo. Si frecuentemente tienes infecciones en las vías urinarias, ésta puede ser una vía hacia la solución. 

5. Obliga a tu pareja a tocarte con las manos limpias. Ve tú a saber quién sabe qué tanto ya agarró. Si no se ha lavado las manos, todo lo que contengan sus uñas y dedos te lo pasará. Todito.

6. Siempre lee qué contiene el juguete sexual que vas a adquirir o el que ya tienes. Lo mejor es utilizar juguetes hechos a base de silicón, metal, cristal o Pyrex. Y aunque no lo creas, debes cubrirlo con un condón. 

Así que ya saben: Sin globo no hay fiesta. Antes de subirse al guayabo a ponerse condón y evitar el contagio de enfermedades o "encargar", sin querer queriendo, un chamaco a la cigüena. 

Texto  
¿Te gusta?