Revista Chilango

3ra. encuesta
anual de sexo
Agosto 2014
No. 129
Suscríbete

Registrate o inicia sesión a través de:

Orgullosamente chilanga

Conoce el verdadero origen de la torta

El inventor de las tortas Lulú Urdapilleta El inventor de las tortas
08 de diciembre de 2011
Por  Aldebarán Rodríguez    Fotografías de Lulú Urdapilleta

Armando Martínez Centurión es el inventor de una de las comidas más suculentas y clásicas no sólo del D.F. sino del país entero: Las Tortas, así, con mayúsculas. Entrevistamos a Mónica Martínez Pérez, nieta del creador de esta delicia que podríamos desayunar, comer, cenar y disfrutar a la hora de crudear, de romancear, y hasta de querer vernos gourmet. 

¿Cuándo nacieron las tortas?

Fue en 1892, el año en que mi abuelo tuvo la ocurrencia de inventarlas.

¿Cómo se le ocurrió?

La familia de mi abuelo era muy pobre y un día, para sacar algo de dinero, se le ocurrió vender comida en su zaguán. Fue a comprar panes con la intención de rellenarlos de comida y venderlos. Así surgieron las tortas.

¿Hay documentos que avalen que su abuelo fue el descubridor?

Sí, si los hay. Hay periódicos de la época y libros de texto de la SEP en donde se le da el crédito a mi abuelo. El cronista Salvador Novo lo menciona, incluso el escritor Jorge Ibargüengoitia comentó que él tuvo la ocurrencia de crear la torta. Es uno de los inventores más importantes que ha habido en la historia del Distrito Federal.

Otras torterías también aseguran haberla inventado...

Ya es cosa de cada quién. A nosotros no nos importa estar peleando y  aclarando que mi abuelo la inventó. Y pues no lo decimos sólo nosotros, lo dicen los periódicos, libros, escritores, periodistas etc. O sea, hay constancias históricas de que el inventor fue Armando Martínez Centurión.

¿La vestimenta de trabajo de su abuelo era distintiva...?

Mientras vendió tortas siempre vistió traje y corbata. Él decía que no por venderlas debía estar mal vestido, le gustaba atender de la mejor manera a los clientes. Mi abuela nos contaba que a veces ellos bromeaban diciendo que él siempre estaba mejor vestidos que ellos.

¿En dónde fue su primera venta?

En el Centro Histórico, en la calle Coliseo Viejo, en el portal del Águila del Oro. Actualmente es 16 de septiembre número 38.

1892, año de la torta.

¿En dónde estuvo su primera tortería?

Ya de manera formal, en el Callejón del Espíritu Santo del Centro Histórico. Actualmente es la calle de Motolinía número 36.

¿Quiénes eran los clientes de su abuelo?

Pues había de todo, desde trabajadores de la construcción que comían por primera vez una torta, hasta figuras importantes como Cantinflas y Agustín Lara. Mi abuelo siempre atendió a todos por igual; por eso en esa época uno se podía encontrar a un famoso comiendo tortas al lado suyo.

¿Qué pan utilizan para hacer las tortas?

El mismo que usaba mi abuelo: las teleras.

¿Qué diferencia hay entre sus tortas  y las que venden en otros lugares o afuera del metro?

Yo diría que los ingredientes. Todo lo que usamos es de la mejor calidad. Nosotros preparamos el lomo, el pavo, las salsas, el bacalao y los romeritos.

¿Qué se siente ser nieta del inventor de la torta?

Siento un gran orgullo. Mi abuelo inventó un clásico en la gastronomía de México y además, de forma indirecta, ayudó a crear fuentes de empleo para miles de personas, y es que prácticamente en cada esquina hay una tortería.

¿Alguna anécdota que recuerde de su abuelo?

Muchos lo conocían debido a su trabajo, por eso él fue uno de los invitados a la inauguración del Palacio de Bellas Artes.

Tortería Armando’s
Humboldt No. 24, esquina con Reforma
Metro y Metrobús Hidalgo.

Facebook: Tortería Armando.

Tortas Don Armando1
Texto  
¿Te gusta?
Síguenos en: