Revista Chilango

Las 52 mejores cantinas botaneras

Noviembre 2014

SUSCRÍBETE AQUÍ A LA REVISTA

Síguenos en:

Blue Monk Jazz Bistro

Bahía de San Hipólito 51 int.5

Entre Bahía de Ballenas y Lago Xochimilco

Col. Verónica Anzures

Tel. 5525 0755 / 4432 4425

Crítica chilango

Atención

 

Calidad

 

Ambiente

 

Horarios:
lun-jue 13-22 hrs, vie 13-02 hrs, sáb 20:30 en adelante
Tipo: Italiana, Japonesa
Precios: $ 150 - $ 250
TC: Todas
Efectivo
Sitio Web

Promedio usuarios

Detalles: Reservación requerida, Reservación recomendada, Musica en vivo, Valet parking, Estacionamiento cercano, Área para fumar, Servicio de bar, Cena romántica, Internet Inalámbrico, Para socializar, Cena/Baile/Show

Descripción

Un oásis en medio de una zona llena de oficinas, ruido, bancos y burocracia, que además de buena comida ofrece lo mejor del jazz internacional en vivo.

Crítica

Por: Hugo A. Juárez

Enclavado en una zona que no se dintingue propiamente por su ambiente bohemio (oficinas de Pemex, bancos y oficinas de Hacienda es algo de lo que te encontrarás al asomarte por la ventana) se encuentra este paréntesis urbano.

Blue Monk Jazz Bistro destaca por ser uno de los pocos lugares para escuchar jazz en vivo en la ciudad. Irónicamente, a diferencia de algunos tipos de jazz donde la improvisación es todo, Blue Monk no es para nada un sitio improvisado: la iluminación es tenue y agradable, la decoración está compuesta por cuadros de famosos jazzistas de Japón y del mundo, el escenario es grande y muy cercano al público (cabe un piano perfectamente, además de una batería y otros instrumentos) y el sonido es adecuado (con bocinas bien distribuidas y calibradas).

Si bien los espacios no son extremadamente grandes, sí son acogedores e íntimos. Además cuenta con un segundo piso con vistas claras hacia el escenario, así como un par de mesitas al exterior para convivir en la tranquilidad de la noche (en el día, por el tráfico y el ruido, no son tan recomendables).

La comida se especializa en sabores y estilos japoneses, con algunos platillos italianos (pastas, ensaladas). Su dueña, Yuko, llegó desde Japón para encargarse personalmente de Blue Monk.

Al comer puedes comenzar con un salmón marinado a las hierbas, continuar con una sopa de wantán y rematar con un karaague de pollo o con salsa de miel. El arroz frito tampoco tiene desperdicio. Y de postre, un mousse de chocolate. Pero hay más platillos, los puedes consultar en su página.

Incluso puedes ir a la hora de la comida, ya que en algunas ocasiones tienen jazz en vivo, pero aunque no haya es recomendable, porque realmente significa salir de toda la rutina, y si eres vecino de la zona o la visitas porque tienes que ir a hacer trámites engorrosos, este lugar será tu salvación.

En cuanto a sus bebidas, cuentan con una selección discreta pero decente de ron, whisky, tequila, vodka, ginebra, brandy, cognac, cremas y licores, sake (por supuesto), vinos, cervezas y cocteles. 

Los fines de semana tienen eventos en vivo por las noches. El cover varía según el día y el evento, consulta horarios aquí. Saldrás tarde, pero puedes estacionarte frente al lugar o en el estacionamiento que está a solo pasos de distancia. La zona es tranquila y tienes cortesía de dos horas en el mismo.

Síguelos en twitter: @bluemonkmexico

Aunque la base de datos de Chilango se actualiza con frecuencia, la información de nuestras fichas puede variar debido a los cambios que cada lugar hace en sus operaciones.
Texto  
¿Te gusta?