Saúl Hernández y su nuevo embarque ‘Mortal’

El músico nos habló de su nuevo disco y su nueva vida

Foto: Emmanuel Gutiérrez

Caifanes es la referencia más próxima a su oscura personalidad, un chilango nacido hace medio siglo para crear sonidos, atmósferas únicas, un icono del rock mexicano que nunca se ha cansado de explorar cualquier terreno que contenga cuerdas.

Como compositor, Saúl Hernández no conoce fronteras geográficas, generacionales, ni tampoco de gustos. Sus más de 143 canciones han salido de su alma muestra la constante lucha por reinventarse, por transformar y reinterpretar su entorno.

Saúl forma parte de la banda sonora de la vida de millones de chilangos, quienes han hecho suyas las canciones, son himnos compartidos. 

El vocalista retornó con material inédito de alta manufactura. ¡Sí! El ex líder de Jaguares y las Insólitas Imágenes de Aurora tomó tiempo y se aventuró en un nuevo embarque Mortal, donde incluso fungió como el capitán de toda la misión y que se revelará a partir del 21 de octubre.

Es su segunda producción en solitario, es el cierre de un proceso que inició con “Remando”. Tuvo curiosidad de explorar otros sonidos, cuando estaba en Jaguares grabando crónicas de un laberinto al lado de Alfonso André y el “Vampiro” supo que necesitaba tomar otro camino.

“Fue un ciclo donde estaba buscando representar la fantasía, mis canciones y mi imaginación con la música. Es un tríptico que finalmente se cierra con Mortal. Hice un ejercicio de emotividad, de sentimiento. Mis compañeros son unos ‘animales’, son grandes músicos, nos fuimos a un territorio nuevo”, explicó.

Cambio de hogar, nueva visión

El líder de Caifanes vive ahora en Playa del Carmen. A pesar que dejó de vivir en la ‘capirucha’ su voraz sentido de composición no se perdió, al contrario, encontró un equilibrio en su nuevo hogar.

“Las canciones ya estaban muy claras, estaba trabajando en ellas en el estudio. Veía perfectamente los elementos que necesitaba, necesité aliados técnicos. Mi intención de la producción también fue extender el ensayo al estudio, que fuera integral para dejar fluir la emoción de estas canciones nuevas. No existió el ejercicio de irlas tocando en vivo, de descubrirlas con otra forma”, reveló.

Don Was, Motor de confianza

A pesar de su nueva faceta, Saúl se motivó a tocar la guitarra de otra forma gracias al legendario productor Don Was, monstruo de la industria musical que ha trabajado con The Rolling Stones, Bob Dylan, Elton John, The Black Crowes o Neil Diamond, y que reconoció el talento que corre por las manos del vocalista.

“Lo conocimos (a Don Was) en El Equilibrio con Jaguares, lo invité desde antes pero ya tenía compromisos y no coincidiamos. Cuando se enteró que iba a hacer un disco solista él me dijo que lo quería hacer. Le mostré las canciones, le encantaron. Le he aprendido mucho en todos los sentidos, principalmente cómo se aborda en el estudio. Ahora que tomé la decisión de ser productor quise colocarle mis colores a la música”, reconoció el autor de “Afuera”.

El vocalista tuvo problemas con sus cuerdas vocales durante las sesiones de “El Equilibrio”, pero Donald Fagenson (Don Was) pudo ser un respaldo importante para refrescar el ser de Saúl.

“Empecé a grabar las voces y sonaban muy raras, él (Don Wass) se acercó y me dijo que no me preocupara. ‘Imagina que no puedes ver el color azul, de qué color pintarías el cielo’. Fue sabio lo que me dijo”, dijo.

Nadie como tú para luchar contra el ego

Para un rockstar la principal batalla es contra su ego; Saúl supo cómo enfrentar y controlar a diario al “Super Yo”. Lo plasmó en “Nadie Como Tú”, una hermosa melodía que abre su nuevo disco.

“Me basé en un guerrero (para componer ‘Nadie Como Tú’), es un personaje que sabe que tiene la fuerza total tiene la fuerza absoluta. También es un ejercicio interno, ¿cómo lo combato? Trato de llevar mi vida normal, lavo los trastes voy por las tortillas. Eso me ha ayudado a mantenerme en el piso. Esta cuestión del ‘rockstar’ es como el zoológico, todos los animales se sienten importantes”, explicó

“Pocos comprenden que el espejo es un combate, pero “Nadie Como Tú” que con tu traje de tigre sales a sanar, más no a pelear”, recalcó.

Zoey, nuevo acompañante en el viaje

Aunque los arpegios no son un terreno del todo transitado para Hernández, el vocalista tiene talento para dominarlos. Su hija, Zoey, lo constató e incluso se subió al barco de su papá para demostrar que el talento es hereditario.

“La ejecución de las guitarras viene en un ejercicio que se llamó ‘Remando’. Ya había trabajado un poco los Arpegios. El por qué mi hija sí está ahí sí tiene qué ver con lo interno de una manera poderosa”, declaró.

“Estaba trabajando en la canción, ella se acercó y me dijo que estaba muy bonita. Cuando empecé a aterrizar la producción le pedí que la cantara. Su comentario hizo que floreciera la canción, es un pedazo de pureza en el disco”, concluyó.

Saúl presentará su disco en vivo el próximo 29 de noviembre en el Plaza Condesa. Los boletos salieron a la venta a partir del jueves 16 de octubre en taquillas del inmueble y a través de Ticketmaster.

También checa el video de nuestra entrevista.