Salsa tradicional cortesía de La 33

El combo colombiano son dinamita sonora

La 33



Esta
es la orquesta bogotana que tiene a Colombia (y a todos los lugares dónde los
ritmos latinos sean protagonistas) bailando noches enteras desde el 2001. Son
los herederos directos del sonido que manufacturó Fruko y sus Tesos o los
Corraleros de Majagual en los setenta. Por no mencionar a Fania Records,
reconociendo que, más bien, de ahí vienen. Pero bueno, el chiste es que la
salsa de La 33 nació después del 2000 y ha sido un madrazo.

La
idea original fue de los hermanos Sergio y Santiago Mejía, que concibieron una
orquesta de salsa bajo el formato neoyorquino, es decir: piano, bajo, congas,
timbales, bongoes, saxofón, trompeta, trombones y tres cantantes cabalgando
sobre esos ritmos latinos.

Los
12 miembros fueron entusiastas del ska, punk, rock y jazz. Ritmos que son
visibles en sus composiciones salseras, imprimiéndole un dinamismo y una
pluralidad sónica que la salsa más ortodoxa nunca tuvo.

El
colectivo toma su nombre de la calle 33 del Barrio de Teusaquillo, dónde
ocuparon lo que antiguamente era el Convento de San Juan Evangelista. Ahí
instalaron un colectivo de música que, cómo bien afirma su manifiesto: “Pronto
cambiaron los rezos del convento por una agitación constante y los tenues
‘aleluyas’ dieron paso a una nueva banda sonora: la salsa. ”

Cortes
como “La Panetera Mambo,” la versión delirante que hacen a la clásica
composición de Henry Mancini, “Anny’s Boogaloo” o “Soledad” son temas rumberos
que han demostrado un revisión bastante propositiva de los ritmos salseros que
imperaron en los ochentas y noventas.

La
influencia del jazz también es evidente, cortes como “Suelta el Bongó” o “La
Vida se pasa a mil,” coquetean con la parte experimental de la salsa que
sujetos como Eddie Palmieri exploraron hace más de 30 años. Hoy, La 33 ha
compartido escenarios con personajes de la talla de Willie Colón, Cheo
Feliciano o Chucho Valdés, sin dejar de mencionar actos como Henry Fiol o The
Wailers.

Desde
que se montaron en la tarima del Bar Quiebracanto, dónde han ejecutado los
paradigmas de la salsa actual que los tiene despachando pistas de baile por
todos los continentes, finalmente se presentarán el próximo 25 de marzo en la
Ciudad de México. Presentados como parte del combo colombiano que el
FMX-Festival de México tiene programado para su edición 2010.

Con
esta se hicieron famosos, es “La Pantera Mambo,” y viene en su disco homónimo del
2004: