Viernes

Lollapalooza/Dave Mead

El Grant Park de Chicago dio la bienvenida a los miles de melómanos que este fin de semana asistieron a la vigésima edición del festival Lollapalooza para escuchar un poco de rock. Nosotros entre ellos. Y como no podíamos perdernos uno de los festivales más importantes del continente, aquí les contamos cómo estuvo, banda por banda:

 

The Vaccines

Estos ingleses han sido nombrados como uno de los grupos más prometedores del 2011 y, aunque en Europa habían tenido muy buenos resultados, en Lollapalooza no fue así. El grupo interpretó casi todas las canciones de su álbum debut y lo hicieron bastante bien, pero no lograron conectarse con el público. Estamos seguros que con el tiempo dominarán el escenario y tendrán una mejor respuesta de los espectadores.

 

The Naked & Famous

Ellos sí que lograron ganarse a la audiencia desde el primer momento. El intercambio de versos entre los dos vocalistas (mujer y hombre) y los potentes ritmos de su baterista hicieron que estos neozelandeses se convirtieran en uno de los actos de rock más bailables de todo el fin. Si siguen como van, en unos años, serán muy grandes.

 

Kerli

Una de las mezclas más extrañas que vimos en el festival. Esta guapa cantante de Estonia se viste como uno de los personajes de Sucker Punch, mientras que su banda parecen salidos de un manga. Su música es igual de extraña y parece un licuado de Avril Lavigne y Evanescene, con ciertos toques de Björk. A pesar de la rareza provocada por toda la combinación, funcionó bastante bien en vivo y la gente reaccionó positivamente ante su corto set.

 

The Kills

3526-http://www.youtube.com/watch?v=fy0ZE83fhBk

Uno de los mejores sets del festival vino por parte de este dúo que se lució con su presentación vespertina. Usando atuendos que combinaban entre ellos, Jamie Hince y Alison Mosshart dejaron al público con la boca abierta con las canciones de su disco Blood Pressures. La estrella del show es Alison, quien –a diferencia de sus recientes presentaciones con The Dead Weather– estuvo sonriente durante todo el concierto, conversando y agradeciendo varias veces a la audiencia. La forma en que se mueve en el escenario, casi como si estuviera poseída por el rock, logró que el público aplaudiera y gritara sin cesar. Cabe mencionar que el grupo usó un par de coristas durante varias canciones de su último disco que le agregaron un buen toque a su presentación.

 

A Perfect Circle

Sin duda alguna una de las bandas con más fanáticos en el festival, Maynard James Keenan y compañía demostraron por qué tuvieron éxito en sus proyectos individuales y como súper grupo. Su espeluznante cóver de “Imagine” fue probablemente uno de los temas más coreados del festival y “Counting Bodies Like Sheep to the Rhythm War Drums” convirtió el campo sur de Grant Park en un campo militar gracias a la fuerte respuesta del público.

 

Bright Eyes

A pesar de que Conor Oberst se ve medio acabado (suponemos que eso pasa cuando llevas 15 años viéndote de 18 años y de pronto ya no), su música nunca había sonado tan bien. Oberst y otros ocho músicos demostraron por qué Bright Eyes es una de las bandas más importantes del folk moderno, y nos hizo preguntarnos ¿por qué no son headliners? El momento más épico de su set llegó con una extendida versión de “Road to Joy” que vio a cinco de los nueve integrantes usando algún instrumento de percusión.

 

Crystal Castles

Desde lo lejos se podía ver que había empezado una de las mejores fiestas del día. Como suele pasar en un show de este dúo canadiense, Alice Glass, la vocalista del grupo, se la pasó saltando de un lado a otro, bailando sobre la barda que separa al público del escenario y haciendo movimientos erráticos entre un juego de estrobos multicolor que se encontraban en el centro del escenario. Su presentación logró su cometido: la mayor parte de los que estaban cerca del escenario no podría evitar bailar con “Untrust Us” y “Celestica”. Una de las más coreadas de su set –y del festival– fue su cover de “Not In Love”, misma que sirvió para cerrar su presentación. Lo único que les faltó para el set perfecto fue que hubieran tocado de noche.

 

Muse

3528-http://www.youtube.com/watch?v=gKawasaHypI

A pesar de que todo lo maravillosa que puede ser esta banda en vivo, lo han dicho publicaciones reconocidas, han recibido premios y deben gran parte de su fama a ello, sus integrantes se quedaron dormidos en sus laureles. Tal parece que el grupo ya dejó de moverle a su set, creen que han encontrado la fórmula y lo repiten una y otra vez. No decimos que lo hagan mal, al contrario, lo hacen muy bien. Pero tantas veces lo mismo, aburre. Como dato curioso, Coldplay y Muse arrojaron fuegos artificiales al mismo tiempo: los de Muse eran numerosos y vistosos, pero los de Coldplay estaban mejor coordinados con la música.

 

Girl Talk

De todos los actos que pudimos ver en el festival, ninguno armó una fiesta tan grande como Girl Talk (aunque nos contaron que Skrillex y Deadmau5 estuvieron de lujo). El DJ no ha cambiado mucho su show, sigue subiendo gente a escenario, aventando globos y papel de baño y haciendo mashups. La diferencia es que ahora todo lo hace en proporciones épicas: si antes tocaba fiestas para 3 o 4 mil personas ahora su show está pensado para 15 o 20 mil. Como es característico, su música está cambiando constantemente y eso implica nuevos sampleos, lo cual hace que el show sea novedoso. La carpa donde tocó tenía un clima tropical gracias a las miles de personas que bailaron durante casi 12 horas.

 

Ratatat

Dos excelentes guitarristas que dan un tremendo show en vivo, en parte gracias a sus excelentes visuales. Lo que más nos sorprendió fue ver lo grande que era su audiencia, comparable en número con la de Girl Talk, lo cual dice mucho sobre el acto entero, si compites contra Muse, Coldplay y Girl Talk. Las canciones que causaron mayor reacción entre la audiencia fueron los temas del cuarto disco de la banda, aunque claro que “Wildcat” también se llevó una gran ovación. La única sugerencia es que podrían sonar mucho mejor si usaran un baterista e instrumentos extra, tanta pista le quita chiste.

 

Coldplay

3527-http://www.youtube.com/watch?v=MHMCV2-Dkdk

A pesar de las críticas y las burlas de que es objeto el grupo liderado por Chris Martin, hay que reconocer que sabe cómo dar un gran show en vivo. Su presentación, que cerró el escenario principal del norte del parque, fue diferente a la que ofrecieron en los conciertos del Foro Sol. Aquí interpretaron varias canciones de su próximo álbum, incluyendo “Every Teardrop is a Waterfall”, que cerró el concierto, y utilizaron varios tipos de rayos láser que dejaron a la audiencia boquiabierta. Sí, definitivamente una banda que nació para encabezar festivales.