*

Hello Seahorse! en tres actos (La banda presentó Arunima en el Metropólitan) | Chilango.com

Revista Chilango

3ra. encuesta
anual de sexo
Agosto 2014
No. 129
Suscríbete

Registrate o inicia sesión a través de:

La banda presentó Arunima en el Metropólitan

Hello Seahorse! en tres actos

17 de mayo de 2013
Por  Verónica Chávez Aldaco   @dulceveros

Primer Acto 

Un público impaciente vio levantarse el telón tras el que apareció 424, una banda costarricense que Hello Seahorse! conoció hace tres meses en una tocada y a la que invitó para ser su telonera en su regreso al Metropólitan. 

En seis canciones lanzaron los acordes de un rock básico, muy de moda en la oleada chilena y mexicana (tipo Bengala); un pedacito de su disco ‘Oro’ antes de la primera extinción de luces. 

Segundo Acto 

Cuando el reloj marcó diez minutos antes de las diez, cinco siluetas desfilaron por el escenario y tomaron sus posiciones con el gritadero de fondo. Denise frente al micrófono, Oro de Neta (sintetizadores), Bonnz! (batería), Joe (guitarra) y Héctor "Reez" Ruiz en las percusiones.

Se iluminó tenuemente el escenario y dejó ver sus vestimentas negras, casi en su totalidad. La voz de Denise fue el primer sonido que entró en la mente del público, en su mayoría adolescente, y comenzó ‘Buen Viaje’. 

Y ahí estaba de nuevo Hello Seahorse! ante los fieles 3,000 seguidores que recibieron de la banda, una calurosa bienvenida al festejo para presentar a ‘Arunima’ en sociedad. 

Cada integrante metido en su papel, dejando atrás la impresión atemorizante de hace algunos años, de su poco dominio del escenario, anoche se adueñaron de cada espacio del teatro en donde fue Denise quien se tomó el protagonismo. 

La noche se prestó para mezclar el pasado con el presente, ‘Después’ y ‘Universo’ rememoraron esos tiempos de peregrinar en bares oscuros y con poca gente, para enaltecerse con el éxito de ‘Frontera’ y ‘La tumba’. 

Bonnz! mostró sus secretos en la batería, colocándose de perfil en un escenario bien distribuido para los cinco. Todos ocupaban su espacio y se ponían en el radar cada vez que Denise los buscaba para echarse uno que otro bailecito, aunque el ritmo físico no es precisamente uno de sus fuertes. 

El primer invitado fue Daniel Zlotnik. Él y su saxofón adornaron ‘Arunima’, una canción que al minuto de ser tocada, fue interrumpida por una Denise emocionada a punto del llanto y carente de voz. Explicó el dolor que le invade al cantarla y después de pedirle a los fans que la acompañaran, la rola continuó. 

Camilo Froideval (el productor de su último disco) se adueñó de teclados y se integró para ‘La flotadera’ y ‘Moloko’. Yamil Rezc lo hizo en ‘Bestia’, para la cual Joe y Oro de Neta cambiaron de instrumentos y apareció un mini órgano. 

En algunas canciones el público aprovechó para mantenerse de pie, brincar, aplaudir y gritar cada vez que Denise se tiraba al suelo; en otras, se quedó inerte y vio avanzar ‘Año’ y ‘Te regalo todo’. 

Llegó el encore y la gente aplaudió. 

Tercer Acto 

No hubo un fuerte reclamo para su regreso, pero lo hicieron con Pascual, de San Pascualito Rey, quien con su guitarra dominó la atención en la interpretación de ‘Velo de novia’; el contraste de sus voces generó una fuerza inversa que los animó a un abrazo. 

La voz de sirena de Denis (ya cansada al final) adornó las 23 canciones del setlist, en realidad muy largo para la paciencia de muchos que se tuvieron que ir antes de que terminara el concierto (o se les iba el metro), para entonces ya empapado por un baño de letargo del que sólo salimos gracias a la romería que afuera del teatro ya esperaba con los artículos del recuerdo en venta.

Texto  
¿Te gusta?
Síguenos en: