Así fue como Pearl Jam marcó la vida de sus fans chilangos

Pearl Jam
Foto: Getty Images

El 27 de agosto de 1991 Pearl Jam irrumpía la escena con su primer álbum de estudio “Ten”, un disco trascendente para el movimiento que estaba por explotar. Un par de años antes Nirvana ya había hecho su debut con Bleach, y Alice in Chains hacía lo propio en 1990 con Facelift, The Temple of the Dog se encontraba justo en la mitad de su efímera existencia, la banda de Chris Cornell se disolvería en el 92.

El grunge como lo llaman algunos o el movimiento de Seattle como le dicen otros, sirvió para darle identidad a una generación ávida de ponerle música a su realidad, Pearl Jam es sin duda una de las bandas más emblemáticas de este fenómeno y ha tocado el corazón no sólo de su generación sino de las siguientes.

Ramón Ortiz y Saúl Cerón son dos ejemplos de esto, con 42 y 31 años respectivamente, ambos son más que fans de Pearl Jam y cada uno ha vivido su pasión de diferente manera pero con la misma identidad.
Platicamos con ellos sobre cómo le hacían hace más de 20 años para estar al tanto de su banda favorita.

¿Recuerdan cómo llegó la banda a su vida?
Ramón: «Fue por ahí de 1990, una amiga fue a Seattle y cuando regresó me contó que había visto a una banda en un bar, le regalaron un demo, sonaba muy chido, me prestó la cinta e hice una copia».

Saúl: «Descubrí a Pearl Jam a la edad de nueve años, mi abuela había contratado televisión por cable y recuerdo que mi hermano y yo veíamos MTV en aquella época, 1995, entonces en algún momento el vídeo de “Even Flow” pasó en la pantalla y fue cuando me llamó mucho la atención. Poco después, salió un video en vivo de la rola “Rockin In The Free World” de la presentación de Pearl Jam en la entrega de los premios MTV de 1993 en donde al grupo se le unía Neil Young, tal fue el impacto de ese video en mi persona que lo alucinaba, me imaginaba en el escenario desmadrando guitarras, brincando en el escenario, cantando, tocando la guitarra».

¿Cuál es el álbum de la banda que más los ha marcado?
Ramón: « El No Code, cuando iba a salir, hablé a Radioactivo para saber si iban a hacer un especial, ya que yo tenía algo de material de rarezas, conciertos y cosas así, por si podría ayudar, me dijeron que sí, y de ahí duré un tiempo yendo a la estación y aprendiendo mucho, me enamoré de la comunicación en ese momento y decidí el rumbo de mi futuro profesional».

Saúl: «El álbum Yield fue el que marcó mi vida para siempre, era un niño que ahorraba sus domingos para comprar discos, nunca salía sin mi música, sin mis audífonos y este disco hasta la fecha nunca me ha abandonado, cuando lo escuché la primera vez yo era un adolescente de 12 años que iba en la secundaria, un chavo que no encajaba en los gustos musicales de mis compañeros. El concepto del Yield marcó mi vida en esa etapa, así siempre lo he definido, ese álbum es una montaña rusa de emociones y a esa edad eres justo eso, días en los que descubres tu personalidad».

“Ten” está de aniversario ¿Cuál creen que sea la importancia de este disco en la carrera de Pearl Jam?
Ramón: «Es muy importante, porque para la banda fue un parteaguas ya que además de ser el inicio de un “boom” es un disco con otro tipo de sonido, no es mi favorito, es curiosamente para mí el más comercial, pero es un disco completo, que se puede escuchar de principio a fin sin saltarte rolas, recuerdo haberlo comprado en el Mixup de zona rosa, y fue curioso porque cuando vi en MTV por primera vez el vídeo de “Alive” me pregunté: “¿Que no son los del demo que trajo mi amiga? ¿Que no se llamaban Mookie Blaylock?, en ese momento me di a la búsqueda del disco en toda la ciudad y ahí lo hallé».

Saúl: «En la historia de la banda el álbum TEN es sin duda el disco más importante en su carrera, por el cual hoy en día son miembros del Salón de la Fama del Rock & Roll y ante el mundo siempre el TEN será su tarjeta de presentación, es un disco que hoy en día sigue enamorando y cautivando a la juventud, es tan potente, tan lleno de fuerza y sobretodo tan actual como en 1992».

Ramón ha visto al grupo en 12 ocasiones, cuatro de ellas en un viaje a Europa con un grupo de amigos donde se dieron a la tarea de seguirlos por diferentes ciudades, sin importar que tuvieran que dormir en las estaciones del tren, mientras que Saúl lo ha hecho 14 veces, esto incluye Costa Rica, Florida, Washington, y su sueño hecho realidad, en Seattle.

Hoy ni ellos ni la banda son los mismos chavitos de hace algunos años, los dos han madurado, Pearl Jam está consolidado, Ramón trabaja en el máster de transmisión del canal TvUNAM, mientras que Saúl es economista y hace investigaciones sobre el tema, ambos decidieron dedicar parte de su vida a seguir a la banda, y parece fue una de las mejores decisiones que han tomado, y es que la música nunca es una mala opción.