Lo más chido del MUTEK 2014

No se pueden perder estos actos...

Foto: Lulú Urdapilleta

La música ha existido desde siempre. O al menos eso se cree. El latido del corazón de nuestra madre es el primer ritmo que distinguimos. Se supone que nos calma. Nos proporciona una musicalidad que, desde entonces, ya es inherente a nuestra existencia.

No es casualidad que desde pequeñitos ya nos emocionen algunas canciones. Variaciones, las hay (casi) infinitas. Unos prefieren el perreo y otros prefieren el headbangeo, pero todos tienen en común la afición por algún estilo.

Desde que la tecnología llegó a la producción musical, el panorama —ya de por sí amplio—, adquirió nuevos niveles. Los últimos años del siglo XIX fueron los que vieron el nacimiento de la música electrónica.

Los futuristas italianos fueron los encargados de hacer los primeros experimentos. No eran todavía Fatboy Slim, pero no se puede llegar a tanto, sin haber pasado por el principio. Después llegó la música concreta en París, la composición por algoritmos en Australia, la música hecha tan sólo por generadores eléctricos en Alemania y todo, hasta llegar hasta los Mini-Moogs a finales de los 70 y principios de los 80. 

Un nuevo estilo había nacido.

Que se haga la música electrónica, dijeron.

El día de hoy, el ideal de muchos jovencitos que apenas se acercan a la música ya no es ser como Jimi Hendrix o incluso Kurt Cobain, quieren emular (y superar) a personajes como Skrillex, Avicii o Hardwell, u otros, más ambiciosos, quieren ser el nuevo Aphex Twin. El objetivo es intentar dominar una tornamesa, o ser el mejor haciendo truquitos en ProTools. 

Pues bien, para todos aquellos fanáticos de la música electrónica, el MUTEK es la mejor opción para ir a una fiesta con lo más exquisito de la electrónica internacional.

Aquí les van unas recomendaciones.

Jon Hopkins

Cuándo: viernes 24 de octubre, 20:00 hrs.
Dónde: Foto Museo Cuatro Caminos

Formar parte de grandes proyectos es un proceso que normalmente llega con esfuerzo y años de dedicación. Para Jon Hopkins, el formar parte de la banda de acompañamiento de Imogen Heap le llegó a los 17. Desde entonces, su carrera ha ido hacia arriba. Ha trabajado con Brian Eno, el gran maestro del ambient, e incluso éste lo invitó a participar en la producción del Viva la Vida de Coldplay. Así que currículo, tiene —y mucho— este muchachito. Es una gran oportunidad para lanzarse al MUTEK y ver un poco de buena electrónica. 

Jonas Reinhardt

Cuándo: viernes 24 de octubre, 20:00 hrs.
Dónde: Foto Museo Cuatro Caminos

Jesse Reiner toma lo mejor de los sonidos análogos, las atmósferas orgánicas y los ritmos hipnotizantes de los 70 y le da vida a Jonas Reinhardt. Con ídolos como Klaus Schulze o Jean Michel Jarre, el muchachito de San Francisco sabe, y muy bien, qué hacer con los estudios que cursó en el Harvard Electronic Music Center. Eventualmente, el trabajo para hacer solito con un sintetizador fue cedido a otros músicos y, hoy, se conforman como una banda, misma que estará en el MUTEK para transportarnos a otras, y desconocidas, dimensiones. 

Pantha Du Prince

Cuándo: domingo 26 de octubre, 20:00 hrs.
Dónde: Auditorio BlackBerry

Si vamos a hablar de buena electrónica, entonces nunca podemos olvidar a los alemanes. Firmado por Rough Trade (y Rough Trade nunca se equivoca) tenemos a Henrik Weber, mejor conocido como Pantha Du Prince. De géneros musicales podemos enumerarle el techno, el minimal, el house o el noise, lo chingón viene cuando lo ves en vivo. Hace música para disfrutarse con audífonos… o en vivo. El poder de la música te absorberá. Más bien, el sonido. Todo el ruido como si estuvieras en una pared de sonido al estilo de My Bloody Valentine. Así de fuerte te pegará Pantha Du Prince, y así de fuerte queremos que nos pegue porque el baile se pondrá bueno. 

Ben Frost

Cuándo: sábado 25 de octubre, 19:00 hrs.
Dónde: Foto Museo Cuatro Caminos

Para buenos trancazos sonoros, vayan a ver a Ben Frost. Lo de él es lo visceral. Con influencias de lo más clásico de la música minimalista, pasando por el punk rock y el black metal, el australiano afincado en Islandia sabe cómo hacer para volar cabezas sin gastar pólvora. Un festín de sonidos atiborrados para, por lo menos una noche, dejarse llevar por el vacío interno de todo ser humano, sin temor a ser comido por nuestros demonios. Un imperdible, sin duda. 

Métrika

Cuándo: miércoles 22 de octubre, varias funciones, clic aquí.
Dónde: Domo Digital e Imax de Papalote Museo del Niño

Cuándo: sábado 25 de octubre, 19:00 hrs.
Dónde: Foto Museo Cuatro Caminos

Una recomendación mexicana. Alguna vez, José Miguel Salinas de Dapuntobeat me presentó a su buen amigo Métrika. Era el trabajo para una clase. Teníamos que grabar cualquier sonido de nuestro entorno para aplicarlo en una rola. Para ilustrarnos cómo teníamos que hacerlo, nos mostró un video de Métrika. Con pequeños fragmentos como el sonido del agua, un grito, el sonido de una cafetera o de meros pasos, Métrika es capaz de crear loops que utiliza en su música. Un proceso casi artesanal e hipnotizante que, combinado con un delicado oído pop y los procesos naturales para hacer música electrónica, hacen un proyecto de los más interesantes de México. 

Pueden checar toda la información del MUTEK en México por acá.