Entrevista a The Maccabees

Rumbo al #CC12

Especial

En los últimos meses The Maccabees han dado mucho de qué hablar. En enero de este año el grupo lanzó su tercer álbum de estudio, Given to the Wild, logrando excelentes reseñas y colocándolo como uno de los primeros favoritos para las listas de lo mejor del año. El sonido del disco los alejó un poco de sus trabajos anteriores pero también catapultó la carrera de la banda, aumentando considerablemente su popularidad en su natal Inglaterra y dándoles su primera nominación al Mercury Prize. En menos de un mes The Maccabees hará su debut en tierras mexicanas como parte del cartel de la tercera edición del Corona Capital.

Con motivo de su próxima visita, platicamos con Hugo, guitarrista de la banda, quien desde su estudio en Londres nos habló del proceso de grabación del disco, su primera visita a México y cómo sobrevivir en una banda con tus hermanos:

Para la producción de Given to the Wild eligieron a Tim Goldsworthy, famoso por su trabajo con diferentes actos de electrónica, ¿por qué lo eligieron?

No queríamos hacer un simple disco de guitarras, teníamos una idea muy clara de lo que queríamos en términos de producción y entonces buscamos a alguien que tuviera un pasado diferente, alguien lejano a la música de guitarras, la música indie y todo eso. Las cosas que Tim había hecho en el pasado nos encantaban y nos parecía una persona muy interesante para trabajar. Le mandamos los demos y mostró mucho interés así que pensamos que era buena idea. El disco fue difícil, hicimos el álbum con él pero no nos gustó, así que lo rehicimos casi todo nosotros, esa fue la última pieza. Definitivamente hubo elementos que Tim trajo al disco y que ahí permanecieron, pero en general retomamos el álbum y lo rehicimos para que sonara como nosotros queríamos.

Escuché que algunas secciones del disco fueron grabadas en lugares muy pequeños, como recámaras, ¿por qué decidieron grabarlo así?

Empezamos a escribir el disco y a grabar los demos en nuestras casas y donde sea que estuviéramos, utilizando laptops. A tres cuartos de la grabación de la versión final del álbum nos dimos cuenta que estábamos tratando de mejorar los sonidos de los demos y que no podíamos hacerlo. Los sonidos que hicimos en nuestra recamara eran irrepetibles, nos dimos cuenta de que cada que tratábamos de mejorarlos, terminábamos empeorándolos así que decidimos dejar una buena parte de las grabaciones originales.

5295-http://www.youtube.com/watch?v=7HaW5alLnC0

A pesar de que se grabaron en espacios pequeños e íntimos las nuevas canciones han funcionado muy bien ante públicos masivos y en festivales, ¿por qué crees que pase esto?

Hemos sido una banda grande por un buen rato y hemos tocado muchos conciertos, creo que eso nos ha dado un mejor entendimiento de cómo hacer música en la forma que queremos hacerla. No fue un esfuerzo consiente por hacer un disco para estadios, pero sí queríamos lograr un álbum que sonara grande y magnífico, pero al mismo tiempo íntimo. Tal vez funcionó tan bien por ese balance. Las canciones definitivamente son un poco más lentas que las de los discos anteriores, son más atmosféricas y cinemáticas, entonces se prestan para eso.

Mucho antes de que toda la banda decidiera nombrar el disco Given to the Wild, tú ya habías sugerido ese título. ¿Por qué te llamó la atención esa letra y por qué decidiste nombrar el disco tras esa frase?

Es muy difícil nombrar algo después de que lo terminaste. “Given to the Wild” es la frase con la que abre el disco, Orlando y yo estábamos grabando voces en un cuarto y ahí se nos ocurrió la frase y lo grabamos en el momento. Creo que esas palabras y la frase son suficientemente abiertas como para que las personas puedan darle su propio significado y para mi eso es muy importante. No quieres hacer algo tan específico que las personas no puedan depositar sus emociones en ello.

Tu hermano Felix es parte de la banda y tu otro hermano Will ha estado de gira con ustedes como músico adicional. En la historia del rock hay muchas bandas con familiares que terminaron peleados ¿Cómo logras llevarte bien con tus hermanos como compañeros de banda?

Sólo nos llevamos bien, no hay una historia interesante de peleas o discusiones (risas). Probablemente somos los que menos discutimos dentro de la banda. En The Maccabees discutimos mucho sobre la música y la forma en la que escribimos canciones es a través de apasionados debates y discusiones sobre cómo deberían de ser las cosas. Con Felix no tengo problemas en esas discusiones, fácilmente logro hacerlo ver mi punto o ponerlo de mi lado.

5293-http://www.youtube.com/watch?v=MkcnPnY_2Mk

Tres hermanos en una banda, ¿qué los hizo hacerse músicos? ¿qué escuchaban de niños?

Cuando Felix tenía quince años era un gran fan de Oasis y a partir de ese momento decidió que quería ser músico y estar en una banda. Yo no tenía eso, pero sí crecimos escuchando mucha música, fue una parte muy importante de nuestras vidas mientras crecíamos: Bob Dylan, The Beatles, Van Morrison, Leonard Cohen. Crecimos con eso y encontramos en la música una forma de expresión, no sé cómo pasó pero desde una temprana edad, los quince o dieciséis, habíamos decidido que haríamos eso y escribíamos canciones. Así sucedió.

¿Cuál es la canción de The Maccabees que más te enorgullece?

“Grew Up at Mindight”, la última canción del Given to the Wild. Yo escribí la letra en mi cuarto y se la llevé al resto de la banda, juntos decidimos cómo podíamos hacerla funcionar como una canción de The Maccabees. El sentimiento y los temas de los que trata la canción son cosas que no sabía para qué estaban destinados o si eran sólo algo que estaba escribiendo en el momento. Este año hemos tenido la oportunidad de tocarla en vivo, normalmente la usamos para cerrar los conciertos. Cuando escuchas cómo la gente canta tranquilamente cada una de las palabras, sobre todo en los conciertos grandes, es un sentimiento impresionante, pensar que la canción salió de esa ocasión que estaba escribiendo en mi cuarto y ver hasta donde llegó ahora. Me hace sentir inspirado y a la vez sentir mariposas en la panza.

5294-http://www.youtube.com/watch?v=605fY2RqTkI

Han dicho que el siguiente paso para ustedes es aparecer muy arriba en los carteles de los festivales y tocar de noche. Convertirse en una banda llena estadios. ¿Cómo esperan lograrlo?

No lo sé. No queremos anteponer decisiones de ese tipo a nuestra música o nuestro siguiente disco. Queremos seguir escribiendo como lo hemos estado haciendo. Tenemos grandes ambiciones musicales y espero que eso siga atrayendo a la gente. Pero no sé cómo (risas). No será algo intencional, espero seguir escribiendo música con la que se relacione el público y pues, supongo que así funciona (risas).

¿Qué esperas de tu primera visita a México?

No sé qué esperar, nunca hemos ido y no tenemos ninguna preconcepción sólo planeamos llegar y experimentarlo. Nos emociona mucho y espero que sea la primera de muchas visitas.

El Given to the Wild ha sido mucho más exitoso que sus discos anteriores y leí que Jim Chancellor de Fiction Records dijo a principios de año que las disqueras tienen miedo de firmar a bandas de guitarra porque tardan en dar resultados. ¿Crees que ese haya sido su caso?

Sí, lo que dijo es cierto. Desde que firmamos con Fiction hace ocho años, veíamos a la música como un proceso de aprendizaje y aún después del primer disco, pensábamos que era uno inicio y los de la disquera siempre nos apoyaron. Creo que en Inglaterra hay una tendencia en la que obtienes muchas bandas de un éxito. Lanzan un álbum todos se van sobre ellos, se vuelven gigantes, tienen mucho éxito y un año después desaparecen. Probablemente han pasado veinte bandas desde que sacamos el primer disco que se han vuelto mucho más exitosas que nosotros y han desaparecido, mientras que nuestro tercer disco ha sido el más exitoso. Creo que eso se debe a la forma en la que las disqueras promocionan las cosas, o tal vez sólo nos hemos vuelto buenos con el tiempo y antes no le gustábamos a la gente (risas).

5292-http://www.youtube.com/watch?v=Rcp8SE_FxBg