Una playlist del Club de los 27

Jim Morrison, Brian Jones, Janis Joplin, Amy Winehouse, Kurt Cobain, pero también miembros de bandas como Minutemen, Canned Heat o The Stooges, forman parte del Club de los 27 y de esta playlist de aromita setentero.

Club de los 27
La muerte de varios músicos a los 27 años entre 1969 y 1971 configuró la creencia de que las muertes eran más comunes a esa edad.

Jim Morrison, Brian Jones, Jimi Hendrix, Janis Joplin, Amy Winehouse, Kurt Cobain, Robert Johnson, pero también integrantes de las alineaciones originales de bandas como Minutemen, The Gits, Canned Heat, The Stooges o Echo & The Bunnymen forman parte del Club de los 27.

A nadie debe resultar desconocida esa lista de músicos, artistas o actores que han muerto a los 27 años, con frecuencia por causas relacionadas con el abuso de alcohol y drogas. Pero el mentado club ha adquirido aires de leyenda, al grado de que uno puede imaginarse a varios rockeros de todos los talentos prendiendo veladoras para ahuyentar a la muerte –o para invocarla, esos que buscan colarse por adelantado al Salón de la Fama–.

Tan en serio ha sido tomada la cifra maldita de los 27 años que, a inicios de esta década, un grupo de estadistas británicos asociados con centros médicos se dieron a la tarea de comparar la mortalidad de solistas y bandas que llegaron el número uno de las listas de popularidad en el Reino Unido entre 1956 y 2007.

Sus conclusiones fueron que si bien se triplicaba el riesgo de morir de manera prematura entre los 20 y los 30 años, la edad que tenían algunos de nuestros héroes musicales no era especial, y que como debimos haber supuesto desde el principio, sus muertes se debieron siempre más a sus hábitos que a su edad. Quienes habían muerto a los 25 o a los 32 eran los mismos en número que quienes murieron a los 27.

De todos quienes fallecieron a esa edad, el único que parecía tener claro que iba a hacer lo posible por ganar toda la fama posible con su talento era Brian Jones, que en varias ocasiones llegó a decir que deseaba ser famoso, pero que no quería llegar a los 30.

Lo cierto es que si escogemos a los músicos que nos abandonaron a esa edad o a las bandas de las que formaron parte aún en vida, se consigue una muy buena playlist, con fuerte aire setentero.

¿Se acabaron los excesos después de aquellos años? Más bien, con el tiempo, el dinero también pudo corromper a la muerte y conseguir más tiempo para las estrellas del rock, del pop…

A celebrarlo haciendo sonar la playlist que armamos. ¿A qué otro músico habrías incluido ustedes?