Antonio Sánchez: el arte de percutir

El internacional mexicano se presentó en el DF

Para Antonio Sánchez cualquier pretexto es bueno para soltar un rato la Gran Manzana y ofrecerle a México su síncopa en vivo.

Dueño de una técnica de ejecución pulcra, el músico formado en el Berklee College of Music de Boston recordó este jueves a sus fans chilangos por qué es uno de los mejores bateristas en la escena jazzística internacional.

56071Antonio Sánchez
Antonio Sánchez (Cortesía de Mangostán Medios)

La justificación en esta ocasión para volver a su país fue la promoción de New Life, su tercer material discográfico como solista. Antonio acompaña al guitarrista estadounidense Pat Metheny desde 2002.

Si me invitan yo no me hago del rogar”, compartió el músico de 42 años al público reunido anoche en el Centro Cultural Roberto Cantoral, en la delegación Benito Juárez.

Como lo hizo en Monterrey y Guadalajara, ciudades en las que tocó esta misma semana, Antonio se presentó junto al pianista John Escreet, el saxofonista David Binney y el contrabajista Orlando le Fleming.

Los tres son integrantes de su proyecto personal Migration, músicos a quienes se refirió como unas “bestias” del jazz y la composición. 

“New Life se refiere a esta parte de mi vida, tener un grupo, aunque no estoy haciendo esto de tiempo completo. No hay satisfacción mayor que hacer tu propia música”, agregó.

Antonio destacó además la presencia de sus familiares en la sala de conciertos, entre ellos su abuelo, el primer actor Ignacio López Tarso.

Un talento indiscutible

56069Antonio Sánchez
Antonio Sánchez (Foto: Mangostán Medios)

El mexicano radicado en Nueva York también es una bestia (en el mejor sentido claro)  frente a su instrumento. Cada nota emitida por sus manos y pies se gana su existencia, cada una de ellas posee un matiz particular. 

Antonio deleitó a su público con solos que iban de lo más suave y cristalino hasta las poderosas y veloces descargas de redobles que se impactaban en las maderas del recinto. 

La ejecución de ese swing característico del jazz, que en las manos de Antonio parece tan sencillo de realizar, llegó hasta los pies y las cabezas de los asistentes. 

El resto de los músicos también tuvo su espacio y su luz para la improvisación y los solos, los cuales eran rematados con los aplausos y uno que otro grito de los asistentes.

Antonio refrendó de nuevo su lugar bien ganado en el mundo del jazz y dio una muestra de la maduración de su música y de la dedicación a su instrumento, ese que empezó a  tocar a los cinco años y que lo ha llevado a tocar con los gigantes del género en todo el mundo.

Y a pesar de la fama (y del malestar en la garganta que lo persigue desde hace unos días), Antonio no pierde el piso

Este músico con una maestría en Improvisación de Jazz en el Conservatorio de Nueva Inglaterra disfruta acercarse a su público. Previo al concierto tuvo un encuentro con sus seguidores y al término de la presentación repartió saludos, abrazos, fotos y autógrafos.

El set list

– Uprisings and Revolutions

– Minotauron

– New Life

– Nighttime Story

– Medusa

– The Real McDaddy

– Air

– Family Ties

– Did You Get It 

– Greddy Silence

56068Antonio Sánchez
Antonio Sánchez (Cortesía de Mangostán Medios)